Hipnosis para adelgazar: ¿es efectiva? ¿Cómo funciona?

La hipnosis para adelgazar se ha demostrado como efectiva, pero solo como tratamiento accesorio de apoyo en la terapia de dieta y ejercicio físico. Te presentamos ciertos estudios que exploran su eficacia.
Hipnosis para adelgazar

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la obesidad se ha triplicado en los últimos en los últimos 45 años. Se estima que en el planeta hay 1.900 millones de personas con un Índice de Masa Corporal (IMC) inadecuado, de las cuales 625 millones son obesas (IMC igual o superior a 30). Con estos datos, la OMS establece que la mayoría de personas viven en ambientes donde la obesidad se cobra muchas más vidas que otras causas de muerte consideradas naturales.

Tal y como indica la Sociedad Española de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias (SEMICYUC), el sobrepeso y obesidad son unos de los múltiples causantes del 75% de los infartos que ocurren en países de ingresos altos. Un IMC demasiado elevado también favorece la aparición de diabetes tipo 2 (riesgo 2,4 veces mayor), el desarrollo de ciertos tipos de cánceres (colorrectal, riñón, mama, útero y muchos más) y disfuncionalidades emocionales, como la depresión y la ansiedad crónica.

Sin duda, la obesidad es un grave problema a nivel tanto individual como social. Por ello, cada vez surgen más alternativas a la medicina clásica (dieta y ejercicio sólamente) que pretenden romper de una vez por todas ese vínculo tan tóxico entre la comida y la gratificación inmediata. Hoy ponemos a prueba uno de esos métodos que tanto escépticos como científicos han puesto en duda de forma histórica: la hipnosis para adelgazar.

¿Qué es la hipnosis?

La hipnosis se puede describir como “un estado de vigilia de conciencia” en el que una persona se encuentra disociada de su entorno inmediato y se absorbe en una serie de experiencias internas, como pueden ser sentimientos, cognición e imaginación. La inducción hipnótica comprende una transición a un estado de imaginación muy profundo, hasta el punto en el que lo que se está percibiendo se cree como real.

Así pues, la hipnosis puede concebirse como un estado meditativo que se puede autoinducir de forma repetida con fines terapéuticos o, en su defecto, realizarse en una clínica como parte de un tratamiento de hipnoterapia. Al usar la hipnosis, un sujeto (paciente) suele ser guiado por un profesional para responder a sugestiones por cambios en experiencia subjetiva y alteraciones en diversos ámbitos.

Según las fuentes que la practican, estas metodologías sirven para acceder a la mente del subconsciente del paciente, liberar su potencial, cambiar hábitos y comportamientos no deseados y encontrar soluciones a los problemas planteados. De todas formas, cabe destacar que la hipnosis se considera como un tratamiento adicional en el ámbito de la psicoterapia, pero no sirve como abordaje único. Así pues, el término “hipnoterapia” ya no se usa a día de hoy.

Qué es hipnosis

¿La hipnosis funciona para adelgazar?

Para explorar si la hipnosis funciona o no a la hora de abordar la pérdida de peso en un paciente con obesidad, es necesario acudir a fuentes científicas que traten de obtener una respuesta mediante datos estadísticos irrefutables. A continuación, te presentamos una serie de estudios que ya han explorado esta cuestión en el pasado. No te lo pierdas.

1. Hypnotic enhancement of cognitive-behavioral weight loss treatments--another meta-reanalysis (1996)

En esta investigación científica, se exploró el efecto de añadir procedimientos hipnóticos al tratamiento de pacientes con obesidad que se habían sometido a terapias cognitivo-conductuales en lo referente a la temática que aquí nos atañe. La media en ambos grupos muestrales fue marcadamente distinta: los que se sometieron a la hipnosis perdieron 5,37 kilogramos, mientras que los que no lo hicieron redujeron su masa en un poco más de la mitad (2,72 kg). Además, este estudio demuestra que, cuanto más tiempo se practique, más eficacia tiene la hipnosis para adelgazar (r= 0,74).

2. Effects of Self-Conditioning Techniques (Self-Hypnosis) in Promoting Weight Loss in Patients with Severe Obesity: A Randomized Controlled Trial (2018)

Esta investigación es mucho más novedosa y llama la atención con respecto a otras publicaciones, pues aquí se cuantifica el efecto de la hipnosis en la pérdida de peso, pero en aquella realizada desde casa por parte del propio paciente (autohipnosis). Se monitorizaron dos grupos muestrales: objetivo (60 personas) y control (60 personas), todas con dietas individualizadas y tratamientos de ejercicio especiales ideados por dietistas.

En el grupo objetivo, cada paciente acudió a tres sesiones psiquiátricas en las que se le enseñó a practicar la autohipnosis desde casa. Durante un año de seguimiento, se recolectaron datos sanguíneos, dietarios y medidas antropométricas. Los resultados fueron muy interesantes: en esta ocasión, la pérdida de peso en el grupo objetivo (6,5 kg) y el control (5,7 kg) fueron similares, pero los que practicaron autohipnosis de forma regular sobresalieron sobre el resto en lo que a pesaje y consumo calórico se refería (perdieron casi 10 kilos y consumieron más de 600 calorías menos al día).

De todas formas, no se pudo establecer una correlación fehaciente entre la hipnosis y la pérdida de peso, pero sí en la saciedad y en la calidad de vida generales. Por ello, los investigadores proponen la hipnosis para adelgazar como una medida coadyuvante que se puede ejercitar con otras terapias.

3. Controlled trial of hypnotherapy for weight loss in patients with obstructive sleep apnoea (1998)

En este caso, se cuantificaron las diferencias entre dos tipos de tratamiento en pacientes obesos con apnea del sueño obstructiva: uno solo con consejos y seguimiento dietético y otro con seguimiento dietético más dos tipos diferentes de hipnosis (dirigida a la reducción de estrés o la disminución de ingesta calórica). El experimento se llevó a cabo en el National Health Service hospital (UK), y se midió la pérdida de peso en ambos grupos muestrales en los meses 1, 3, 6, 9, 12, 15 y 18.

Tras tres meses de tratamiento, ambos grupos perdieron una media de 2-3 kilogramos de peso. De todas formas, a los 18 meses solo el grupo con hipnoterapia aún mostraba una reducción de masa relevante, aunque la cifra fue muy baja (3,8 kilos con respecto al dato basal). Tras la comparativa entre grupos, se demostró que los pacientes que llevaban a cabo sesiones de hipnoterapia dirigida a la reducción de estrés perdieron más peso que el resto.

Con esta investigación, se pone en evidencia que la hipnosis para adelgazar puede llegar a ser útil, pero de forma poco significativa. Por mucho que se observen diferencias claras, estas son muy pequeñas y se requieren grupos muestrales mayores e investigaciones más robustas para poder afirmar que esta metodología funciona en todos los casos.

Apuntes finales: ¿funciona la hipnosis para perder peso?

Como habrás podido comprobar, hasta ahora hemos hecho especial hincapié en que todas las investigaciones citadas han utilizado la hipnosis como tratamiento accesorio, no como abordaje único, a la hora de enfrentarse a una bajada de peso. Todos los tratamientos que hemos encontrado se apoyan de forma troncal en la psicoterapia, manejo dietético y ejercicio regular: la hipnosis se puede considerar como una adición a nivel clínico, pero nunca como el foco principal.

La hipnoterapia (concebida como tratamientos hipnóticos para solucionar problemas) puede no funcionar y crear confusión tanto en profesionales como pacientes y, por ello, ya no se utiliza. De todas formas, su uso como coadyuvante se ha demostrado como útil a la hora de tratar la obesidad, para dejar adicciones o para enfrentarse a fobias, entre otras muchas cosas.

Adelgazar

Resumen

En un mundo donde el sedentarismo se instaura por las obligaciones vitales, cada vez es más común ver cómo los pacientes con sobrepeso y obesidad intentan encontrar tratamientos “milagrosos” (pastillas, hipnosis, métodos dietéticos rápidos, etc.) para abordar la falta de salud. Esta nunca es la solución: en todos los casos, es necesario ponerse en manos de un profesional, mejor si se abarca la condición desde un punto de vista tanto farmacológico como psicológico.

Una vez el paciente haya recibido atención sanitaria profesional, entonces sí que se pueden contemplar ciertos abordajes coadyuvantes que puedan complementar a la dieta y ejercicio típicos. Puede que la hipnosis para adelgazar sea útil, pero siempre como apoyo y con un equipo de profesionales que monitoricen en todo momento la salud del paciente durante el proceso.

Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2021 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies