¿Por qué estudiar Microbiología? 12 razones de peso

Un grado que te abre los ojos ante un mundo invisible para el ojo humano: el de los microorganismos.
Estudiar Microbiología

Las carreras científicas suelen ser las que tienen una mayor demanda, por lo que algunas de ellas tienden a tener unas notas de admisión bastante altas. Sin embargo, estos grados científicos le dan al estudiante un inmenso abanico de salidas profesionales.

De entre todas ellas, las más famosas quizás sean la biología, la medicina, la biomedicina, la enfermería, la bioquímica, la genética, etc. Todas son carreras muy conocidas que suelen estar entre las opciones de la mayoría de jóvenes que quieren entrar a la universidad y que sienten una especial vocación por el mundo de la ciencia.

Pero en el artículo de hoy venimos a hablar de un grado menos conocido: la Microbiología. Unos estudios que hasta hace pocos años no conformaban una carrera en sí, sino que se estudiaba como especialización en las otros grados mencionados anteriormente.

Sin embargo, desde hace unos años, se ofrecen estos estudios en forma de grado propio. El hecho de que pocas universidades ofrezcan esta carrera en su plan de estudios convierte a la Microbiología en una muy buena opción para todos aquellos estudiantes que quieran labrarse un buen futuro profesional, pues hay pocos graduados en Microbiología, y los pocos que hay, están muy demandados.

¿Qué se estudia en el grado de Microbiología?

La Microbiología es la rama de la biología encargada de estudiar las formas de vida microscópicas, es decir, los microorganismos. Se trata, pues, de la disciplina que analiza el papel de las bacterias, virus, hongos, parásitos, protozoos, etc, en los ecosistemas de la Tierra, centrándose tanto en el rol que desempeñan en los medios así como en su interacción con el resto de los organismos, incluidos los humanos.

Así, en el grado de Microbiología se estudia todo lo que puede derivar de los microorganismos, dándose uno cuenta de que directa o indirectamente, tienen influencia en todo aquello que nos rodea. El grado en Microbiología te hace entender la magnitud de un mundo que, hasta ese momento, permanecía invisible.

A continuación mostramos el plan de estudios de este grado.

Primer año

El primer año ofrece al estudiante conceptos generales de la biología, por lo que todavía no está centrado en su totalidad en la microbiología. De todos modos, el primer curso permite que la persona asimile conceptos que le ayudarán en los próximos años, aprendiendo acerca de muchas ciencias de la vida.

Así, en el primer año se estudia desde química hasta genética, pasando por biología animal y vegetal, biología celular, bioquímica e incluso matemáticas. Además, ya desde el principio, el estudiante realiza prácticas en el laboratorio para familiarizarse con los procedimientos y las normas de seguridad, las cuales son especialmente importantes, pues un microbiólogo trabaja con organismos vivos que pueden ser patógenos.

Segundo año

En el segundo año, el grado ya le ofrece al estudiante conocimientos enfocados puramente en la microbiología. Es en este momento en el que se empieza a observar que los microorganismos tienen influencia en todo aquello que nos rodea.

Así, en el segundo curso se estudia inmunología, fisiología microbiana, metabolismo microbiano, virología, bioinformática, ecología microbiana, biología molecular… El estudiante termina este curso con unos conocimientos muy extensos sobre la naturaleza de los microorganismos, algo en lo que se profundizará los siguientes años. Las prácticas en laboratorio continúan.

Tercer año

En el tercer año, como el estudiante ya conoce bien la naturaleza de estos seres microscópicos, el grado empieza a explicarle cuál es su papel en el mundo, tanto desde un punto de vista positivo (obtención de productos) como negativo (son los que nos provocan enfermedades).

Así, en el tercer curso se estudia microbiología clínica, microbiología de los alimentos, micología (estudio de los hongos), microbiología industrial, microbiología ambiental, epidemiología, bioseguridad, etc. Se le ofrece al estudiante una visión global de todo aquello que hacen los microorganismos para que pueda empezar a enfocar su trayectoria profesional. Las prácticas en laboratorio continúan.

Aquí el alumno debe decidir qué es aquello que más le interesa, pues el siguiente curso es un año “a la carta” en el que se eligen las asignaturas a cursar.

Cuarto año

El cuarto año el alumno es libre de hacérselo a su medida. Hay muchas asignaturas que pueden realizarse, por lo que debe elegir aquellas por las que siente más curiosidad y que cree que le serán útiles en su vida profesional.

Además de realizar el trabajo de final de grado, al alumno se le da la posibilidad de realizar prácticas durante unos meses en una empresa del sector de la microbiología, algo que será la primera toma de contacto con el mundo laboral.

En cuanto a las asignaturas que se ofrecen, encontramos desde tecnología de los alimentos hasta genómica microbiana, pasando por bioquímica, farmacología, parasitología, micología aplicada, higiene alimentaria, inmunología de enfermedades infecciosas, etc. Entre muchas otras.

Pero, ¿por qué elegir el Grado en Microbiología?

Si después de mostrarte qué se estudia todavía no lo tienes claro, a continuación presentamos algunos motivos de peso para que decidas estudiar este grado tan enriquecedor y que te abrirá tantas puertas.

1. Pocos graduados, mucha demanda

Pocas universidades ofrecen el grado en Microbiología, y en cada promoción se gradúan unos pocos estudiantes. Esto hace que sea prácticamente seguro encontrar trabajo al salir, pues la demanda de microbiólogos es alta ya que las empresas suelen buscar personas con conocimientos muy específicos.

2. Entenderás el mundo de una nueva manera

Quizás uno de los motivos más importantes para estudiar microbiología es que tu visión del mundo cambia por completo. Después de cuatro años estudiando el papel de los microorganismos, empiezas a ser consciente de su existencia de un modo que no habías hecho hasta ahora.

Mires donde mires, sabrás que ahí hay seres microscópicos desempeñando funciones imperceptibles a simple vista pero que, sin embargo, son vitales para que el mundo sea com es. Verás que sin estos microorganismos, la vida en la Tierra sería imposible.

3. Te hará más consciente de la importancia de prevenir enfermedades

Una vez hayas estudiado la naturaleza de muchas enfermedades infecciosas, sabrás de qué maneras se transmiten los patógenos, por lo que tomarás consciencia de la importancia de prevenir su contagio.

Así, vigilarás mucho más tu higiene personal, procurarás que los alimentos no estén en malas condiciones, serás consciente de la importancia de las vacunas y de utilizar protección durante las relaciones sexuales, evitarás el contacto con animales salvajes…

En definitiva, adoptarás hábitos muy saludables que te harán menos susceptible de padecer muchas enfermedades infecciosas.

4. Te permitirá trabajar en el área sanitaria

Si tu vocación es la clínica, la microbiología te abrirá las puertas al mundo sanitario. Después de graduarte, podrás trabajar en los laboratorios de hospitales tanto públicos como privados realizando tareas de detección de enfermedades, así como investigando sobre el tratamiento de muchas enfermedades infecciosas.

5. Te permitirá trabajar en el ámbito industrial

Si tu vocación es la industria, la microbiología también te abrirá las puertas del mundo industrial. Podrás dedicarte a descubrir nuevos procesos de producción en los que intervienen microorganismos o a mejorar e innovar en los que ya existen, además de controlar la eficacia de los procesos industriales y asegurar la calidad de los productos que se elaboran.

Un graduado en microbiología puede trabajar en industrias muy diversas: farmacéutica, alimentaria, cosmética, agrícola, etc.

6. Te permitirá trabajar en el sector de la veterinaria

Si siempre has sentido pasión por los animales pero no quieres/puedes estudiar veterinaria, la microbiología es tu mejor opción. Te permitirá trabajar en hospitales veterinarios encargándote del control y diagnóstico de las enfermedades que sufren los animales.

7. Te permitirá trabajar en la mejora del medio ambiente

Los microorganismos tienen un papel muy importante en las tareas de descontaminación y recuperación de hábitats. Por ello, si estás muy concienciado del cambio climático y del impacto del hombre en los ecosistemas y quieres centrar tu vida laboral en la mejora de estos medios, la microbiología es tu mejor opción.

Podrás supervisar y trabajar en tareas de biorremediación, en la gestión de residuos, en la reducción del impacto de las industrias, en procesos de saneamiento de aguas, etc.

8. Podrás encargarte de proyectos de investigación

Si lo que te gusta es investigar y tu vocación es publicar artículos científicos que aporten nuevos conocimientos sobre aquello que nos rodea, la microbiología también te lo permite. Podrás liderar proyectos de investigación en los que se estudie el papel de los microorganismos en distintos ámbitos.

9. Te abrirá las puertas a la divulgación científica

Si tu vocación es comunicar la ciencia a la sociedad, la microbiología te abre las puertas a ello. Además de recibir la suficiente educación para hablar con conocimiento de causa de muchos temas de ciencia en general, los microorganismos siempre despiertan la curiosidad de la gente, por lo que podrás explicar aquello que sabes a un público que desea escucharte.

10. Te hará obtener mucha práctica en laboratorios

A lo largo de los cuatro años, el alumno realiza muchas horas de laboratorio, por lo que acaba adquiriendo mucha práctica. Además, el estudiante realiza prácticas en empresas externas, preparándolo perfectamente para el mundo laboral.

Si quieres que las empresas valoren tu experiencia en laboratorios, cursar este grado es una apuesta segura.

11. Te permitirá trabajar en el sector alimentario

Si te interesa la industria alimentaria, la microbiología es una fantástica elección. Podrás trabajar en el desarrollo de nuevos alimentos, innovar en la obtención de algunos (cervezas, quesos, vinos, etc) y encargarte del control y la calidad de los alimentos, garantizando una correcta higiene de estos para que nadie sufra enfermedades transmitidas por alimentos.

12. Entenderás mejor el origen de la vida

Una de las cosas más enriquecedoras de este grado es que te permite entender mejor de dónde viene la vida, pues los microorganismos fueron los primeros habitantes de la Tierra. Así, cursar Microbiología te hará comprender de dónde venimos todas las formas de vida, incluidos nosotros mismos.

Referencias bibliográficas

  • Lloyd Price, J., Abu-Ali, G., Huttenhower, C. (2016) “The healthy human microbiome”. Genome Medicine.
  • Sattley, W.M., Madigan, M.T. (2015) “Microbiology”. John Wiley & Sons.
Pol Bertran Prieto

Pol Bertran Prieto

Microbiólogo y divulgador

Pol Bertran (Barcelona, 1996) es Graduado en Microbiología por la Universidad Autónoma de Barcelona. Máster en Comunicación Especializada con mención en Comunicación Científica por la Universidad de Barcelona. Apasionado por la divulgación de la salud y la medicina y aficionado del deporte y el cine.