5 cosas que sabemos sobre la Viruela del Mono (causas y síntomas)

La viruela del mono no es una enfermedad nueva. De hecho, su incidencia lleva aumentando desde hace años. Veamos qué sabemos de este virus hasta ahora desconocido para nosotros.

cosas-que-sabemos-viruela-mono

Desde principios de mayo de 2022 han aparecido varios casos de viruela del mono en diferentes regiones del mundo, principalmente en Europa, Australia, Canadá y Estados Unidos. Concretamente, entre el 1 de enero y hasta el 22 de junio se han detectado más de 3.400 contagios en 50 países diferentes.

Contrariamente a lo que creemos, este virus no es una enfermedad de origen reciente, el primer caso de viruela del mono en humanos se detectó hace más de 50 años. Para ser exactos se registró al primer paciente afectado en 1970 en la República Democrática del Congo. Antes se habían detectado varios casos de contagios en monos, de ahí el nombre de la enfermedad.

Desde entonces se habían venido registrando solo casos de viruela del mono en esa misma zona geográfica y sus alrededores. En cambio, el brote actual se ha extendido a todo el mundo y afecta a países de todos los continentes. En este artículo veremos qué sabemos actualmente de este virus endémico que hasta hace poco ignorábamos.

¿Qué es la viruela del mono?

La viruela del mono es una enfermedad que provoca fiebre, escalofríos, inflamación de los ganglios linfáticos y lesiones cutáneas. La viruela del mono es una enfermedad viral. La enfermedad vírica (o más bien infección vírica) se produce cuando el cuerpo de un organismo vivo es invadido por virus patógenos, susceptibles de causar una enfermedad.

Un virus es un organismo que solo puede visualizarse gracias a un microscopio, es capaz de invadir y multiplicarse dentro del huésped que infecta. Este está constituido por un pequeño trozo de ácido nucleico (ADN o ARN) y se rodea de una cubierta de proteínas que protege el material genético. Los virus no son capaces de replicarse por sí solos, necesitan una célula huésped u anfitriona, en la que entran, para poder hacer copias de sí mismos (millones) e ir propagándose por el organismo.

En los virus hay que distinguir infección de enfermedad. La infección se produce cuando el virus entra y se multiplica, si el sistema inmune es capaz de combatir al invasor y a las células infectadas, este no se multiplicará y no habrá enfermedad. La enfermedad empieza cuando el virus logra dañar muchas células y aparecen los síntomas, como fiebre, lesiones cutáneas, etc. Podríamos decir que el virus es el causante de la enfermedad.

que-es-viruela-mono

¿Qué sabemos de la viruela del mono?

Existen diferentes clases de virus y familias, algunos únicamente provocarán síntomas leves, mientras que otros pueden ser más graves. La viruela del mono pertenece a la familia de los ortopoxvirus. Los ortopoxvirus son un tipo de virus de la familia Poxviridae y de la subfamilia Chordopoxvirinae.

Los ortopoxvirus afectan a todos los vertebrados: mamíferos, seres humanos, y artrópodos son sus huéspedes naturales y puede transmitirse de unos a otros. Existen 12 especies en este género, la más conocida y más grave es el virus de la viruela. Aunque comparten síntomas, estos son más leves en la viruela del mono dónde también se inflaman los ganglios. Veamos en qué más se diferencian la viruela y la viruela del mono y qué más sabemos de este tipo de ortopoxvirus.

1. Viruela vs Viruela del mono

La viruela del mono ha supuesto una enfermedad más grave de lo que es, al pensar que sus síntomas eran homólogos a los de la viruela. La viruela es una enfermedad muy conocida y gracias a una campaña de vacunación sin precedentes hasta ese momento, se convirtió en el primer virus en ser erradicado a nivel mundial en 1980.

La viruela puede ser mortal y se acompaña de graves lesiones cutáneas, la erupción consistía en lesiones que crecían y se convertían en pústulas profundas y redondas. Estas pústulas formaban costras antes de caer después de unos 14 días. A menudo, dejaban cicatrices en las personas que sobrevivían, incluso podían provocar desfiguración.

Aunque los síntomas de la viruela del mono son similares a los de su primo hermano, la viruela, como hemos dicho, estos son bastante más leves. La enfermedad empieza a manifestarse a través de fiebre, dolores de cabeza y musculares. Es importante señalar que, en algunos casos, las personas no experimentan fiebre.

Un exantema (lesión cutánea) aparece uno a tres días después de la fiebre. Estas lesiones generalmente afectan primero la cara y luego se extienden a otras partes del cuerpo. Las áreas más gravemente afectadas son la cara, y las extremidades (manos y pies). El número de lesiones varía entre pacientes, en algunos casos estos solo tienen una o dos marcas pequeñas.

Estas lesiones cutáneas son menos graves que las de la viruela y presentan la siguiente evolución. Primero se identifican con una mancha y son poco definidas y de color rosado, entre las 48 y 72 horas evolucionan a lesiones de menos de un centímetro con bordes bien definidos (púpulas). Luego toman la forma de ampolla y acaban convirtiéndose en costra, que finalmente se caen aproximadamente después de dos semanas y normalmente no dejan cicatrices.

viruela-viruela-mono

2. ¿Es una enfermedad grave?

En la mayoría de las personas que contraen la viruela del mono, la enfermedad remite sin ningún tipo de tratamiento, gracias al sistema inmune en unas pocas semanas. Sin embargo, en algunos casos la enfermedad puede tener consecuencias y presentar una sintomatología más grave, puede haber deshidratación, cicatrización del ojo o provocar una infección del cerebro y la sangre, incluso puede llegar a ser mortal.

La tasa de mortalidad del mono depende del tipo de virus de la viruela del mono que tenga la persona, existen dos variantes conocidas. Mientras que la variante prevalente en África Occidental tiene una tasa de mortalidad media inferior al 1%. La variedad centroafricana es más virulenta, con una letalidad de hasta el 11% en niños no vacunados.

Un estudio que recogía los datos de mortalidad en África presentaba resultados graves, esta se situaba en el 8,7% en la República Democrática del Congo, en África central era de un 10,6% y en África Occidental de un 3,6%.

Algunas personas son más vulnerables que otras a la enfermedad grave de la viruela del mono, en este grupo de personas más susceptibles se encuentra los niños, adultos entre 21 y 24 años, además de las personas inmunodeprimidas. Las personas embarazadas también pueden ser más vulnerables a la viruela del mono. Las personas vacunadas contra la viruela parece que presentan cierta inmunidad cruzada contra el virus de la viruela del mono.

3. ¿Puede la viruela del mono convertirse en una pandemia?

Existen diversidad de opiniones sobre la posibilidad de que la viruela del mono se convierta en una pandemia, aunque médicos y funcionarios de salud pública tienen juicios diferentes, la viruela del mono no es una emergencia de salud pública, según la OMS (Organización mundial de la salud).

El 25 de junio la Organización Mundial de la Salud, tras una reunión del Comité de Emergencias del Reglamento Sanitario Internacional (CE), anunció que el brote de viruela del mono que afecta a varios países no constituye una emergencia de salud pública de importancia internacional.

Esta reunión provocó las críticas de numerosos científicos africanos que ya venían advirtiendo del alarmante aumento de casos en África en las últimas dos décadas, pidiendo que se investigue y se dediquen fondos a la prevención y vacunación. De hecho, antes de los casos de mayo, en febrero de 2022 ya se hizo un estudio donde se alertaba de la relevancia de la enfermedad y que un brote a nivel global podría suceder.

viruela-mono-pandemia

4. ¿De dónde procede la viruela del mono?

La viruela del mono es un virus clasificado como zoonótico, esto significa que puede transmitirse entre animales, vertebrados y seres humanos, ya sea por contacto directo o a través de fluidos, como la orina o la saliva, también pueden intervenir algún intermediario, el mosquito u otros vectores biológicos, pueden transportar el virus y transmitirlo a otros, normalmente mediante picadura o mordedura.

Al principio, el virus sólo afectaba a los animales. Se descubrió en 1958, al producirse dos brotes en colonias de monos que se utilizan para la investigación. El primer caso conocido de viruela del mono en humanos se produjo en 1970 en la República Democrática del Congo. Desde entonces, el virus de la viruela del mono se ha vuelto endémico, es decir, específico de una área geográfica, en algunos países de África Occidental y Central.

Mayo de 2022 supuso el punto de inflexión en la propagación de esta enfermedad. La OMS informó de 92 casos confirmados y 28 casos sospechosos de infección por viruela del mono en diferentes países no endémicos de Europa, Australia, Canadá y Estados Unidos.

5. ¿Cómo se transmite la viruela del mono?

La viruela del mono se propaga a través del contacto estrecho entre animales o seres humanos portadores anteriormente infectados. Una persona puede contraer el virus de la viruela del mono a través del contacto directo a través del arañazo o la mordedura de un animal, o exponiéndose a sus fluidos (orina, saliva, etc.). También puede darse el contagio animal-persona por contacto indirecto, este se daría a través de objetos contaminados.

La transmisión de persona a persona también puede producirse por contacto directo o indirecto con el virus. El contacto directo puede producirse a través de lesiones cutáneas, gotas respiratorias (procedentes de la tos o los estornudos u otros fluidos corporales). El contacto indirecto, al igual que en los animales, puede producirse a través de la exposición a objetos o superficies contaminadas que la persona con el virus haya tocado y no hayan sido desinfectadas.

La viruela del mono, al igual que otros virus, puede entrar en el cuerpo a través de heridas abiertas o boca, ojos, nariz, cualquier conducto que presente una abertura con el exterior. Hoy por hoy, los científicos no están seguros de cuál es el método de transmisión más común de la viruela del mono entre personas, pero se cree que las grandes gotas respiratorias son una de las principales vías de contagio.

Sin embargo, esta vía de transmisión presentaría una diferencia significativa con otros virus como el SARS-CoV-2 (el virus que causa la COVID-19) que estaría en la diferencia de tamaño de las gotas. El virus de la viruela del mono se transmite a través de grandes gotitas. Debido a su tamaño, estas gotitas no pueden viajar más allá de unos pocos centímetros por vía aérea. Esto implica la necesidad de un contacto prolongado cara a cara para contraer la enfermedad a través de esta vía de contagio.

En el reciente brote de viruela del mono de mayo de 2022, varios titulares se hicieron eco de los casos de viruela del mono que afectaron a hombres gais. Esto, aparte de ser una irresponsabilidad y generar un estigma que ya conoció el colectivo con la pandemia de sida, hizo que algunas personas pensarán erróneamente que la viruela del mono podía ser una enfermedad de transmisión sexual. Los datos y pruebas actuales refutan esta asunción. Cualquier tipo de contacto físico estrecho entre cualquier persona puede contagiar la viruela del mono, tanto si el contacto es sexual como si no.

como-se-contagia-viruela-mono
Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies