Los 22 mitos más comunes sobre el cáncer, desmentidos

El cáncer es la enfermedad alrededor de la cual se generan más noticias falsas, propagando ideas erróneas a través de las redes sociales.
Mitos sobre el cáncer

El cáncer es una enfermedad que representa la segunda causa de muerte en el mundo. Pese a su frecuencia por todo el mundo, sin discriminación de ingresos o situación social, el cáncer sigue sin tener cura, más allá de los tratamientos que vimos en un artículo anterior.

En este contexto, el cáncer genera alarma en la población, situación de la que se aprovecha mucha gente que difunde mitos, bulos y noticias falsas en una sociedad en la que cualquiera con un Smartphone puede desencadenar una alarma de salud pública.

¿Qué bulos y mitos debemos desmentir sobre el cáncer?

En este artículo vamos a desmontar algunos de los mitos que más se han difundido -y siguen difundiéndose- acerca del cáncer, tanto de sus causas, síntomas, tratamientos, etc.

1. “El cáncer se puede contagiar”

No. En ningún caso el cáncer es una enfermedad infecciosa. Todo contagio se da cuando hay una partícula infectiva capaz de desarrollar un cuadro clínico. En el caso del cáncer, la transmisión entre personas es absolutamente imposible.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que hay algunas enfermedades infecciosas que sí pueden aumentar la posibilidad de sufrir cáncer, como es el caso del Virus del Papiloma Humano (VPH), que suele provocar cáncer de vagina, pene, boca o garganta. Pero el cáncer en sí no es contagioso.

2. “El cáncer es una lotería”

Mentira. Al menos, parcialmente. Si bien es cierto que los genes influyen mucho en la aparición o no del cáncer, hasta el 50% de los casos de cáncer pueden prevenirse con hábitos de vida saludables, evitando el uso de sustancias cancerígenas y llevando una dieta equilibrada.

3. “Las ondas del Wifi provocan cáncer”

No. Todos los estudios científicos que analizaban la veracidad de esta afirmación demuestran que no existe ninguna relación.

4. “Tomar café produce cáncer”

Falso. Este mito se debe a que hace años un estudio pareció encontrar una relación entre la ingesta de café y el riesgo de padecer cáncer de colon. Sin embargo, estudios posteriores demostraron que esta conclusión era falsa e incluso se hipotetiza de un posible efecto protector del café frente al cáncer de colon.

Café

5. “El cáncer siempre duele”

Mentira. El cáncer no tiene por qué doler, pues dependerá siempre de la zona en la que el tumor maligno se localiza. De hecho, solo un porcentaje muy bajo de tumores provocan dolor. Además, en caso de que el cáncer le duela al paciente, hay terapias que alivian el dolor.

6. “El estado de ánimo influye en el proceso de recuperación del cáncer”

No. La aparición del cáncer es debida a una combinación de factores genéticos y ambientales. Si bien es cierto que desde el punto de vista psicológico es importante afrontar esta situación de forma positiva y optimista, no hay ninguna relación directa entre el estado anímico y la resolución del proceso oncológico.

7. “La quimioterapia mata todas las células”

Mentira. La quimioterapia no mata indistintamente todas las células de nuestro cuerpo. Está diseñada para atacar y destruir a las células de crecimiento rápido pues es una característica intrínseca a los tumores. Es cierto que ataca a células de nuestro cuerpo, pero solo a aquellas que también crezcan rápidamente como las productoras de cabello y las del epitelio bucal e intestinal.

8. “Los aditivos alimentarios provocan cáncer”

No. Todos los aditivos utilizados en la industria alimentaria cumplen con rigurosas normas y leyes que aseguran que no tienen estos efectos en la salud. En el caso de aditivos que sí pueden suponer un riesgo para la salud, estos se usan en concentraciones tan pequeñas que ni con un consumo excesivo se podrían llegar a las dosis necesarias para mostrar toxicidad.

9. “Las biopsias pueden hacer que el cáncer haga metástasis”

No. La posibilidad de que el cáncer se disemine a otros órganos durante una biopsia es extremadamente baja. Los cirujanos están altamente capacitados y usan procedimientos quirúrgicos que evitan esta posibilidad.

10. “Comer azúcar empeora el cáncer”

Mentira. Se ha utilizado el hecho de que los estudios hayan mostrado que las células cancerosas consumen más azúcar que las normales para decir que un consumo excesivo de esta sustancia puede favorecer el desarrollo del cáncer. Lo que hay que tener en cuenta es que el azúcar es el combustible de todas las células de nuestro organismo, por lo que no hay una relación entre el consumo de azúcar y el cáncer.

Al menos directamente, pues su consumo excesivo sí puede provocar obesidad, que está ligada a un riesgo elevado de padecer algunos tipos de cáncer.

11. “Existen hierbas medicinales que curan el cáncer”

No. No existe ningún producto hecho a base de plantas medicinales que sea eficaz para el tratamiento del cáncer. De hecho, algunas de estas plantas pueden ser perjudiciales si se consumen durante un tratamiento por quimio o radioterapia.

12. “El cáncer se hereda”

Falso. Se suele confundir “genético” con “hereditario”. El cáncer es causado por cambios espontáneos (mutaciones) en las células, afectando a la genética de estas; pero solo un 5% de los cánceres son debidos a mutaciones transmitidas de padres a hijos.

Pensar que los tumores adoptados durante la vida pueden heredarse atenta contra la teoría de evolución de Darwin, pues las características adquiridas durante la vida no se transmiten de generación en generación. Son heredados solo aquellos cánceres en los que la genética de las células sexuales también es alterada (mutaciones germinales).

13. “Los desodorantes causan cáncer de mama”

Mentira. Los estudios realizados que abordaban esta cuestión no han encontrado ninguna relación entre las sustancias químicas presentes en los desodorantes y el mayor riesgo de padecer cáncer de mamá.

14. “Exponiéndolo al aire, el cáncer empeora”

Falso. La exposición al aire libre y a las condiciones climáticas no hace ni que el cáncer se disemine a otras partes del cuerpo ni aumenta la velocidad de crecimiento del tumor.

15. “Los tintes para el cabello provocan cáncer”

Mentira, al menos en la gran mayoría de casos. Con su uso particular no hay un aumento de la probabilidad de padecer cáncer.

Esta afirmación se ha propagado porque algunos estudios indican que sería posible que peluqueros expuestos durante muchas horas a grandes (no de uso personal) cantidades de tintes y productos químicos para el cabello tuvieran más riesgo de padecer cáncer de vejiga.

16. “Los teléfonos causan cáncer”

No. Sí es cierto que los teléfonos emiten energía y que las mutaciones que dan lugar a cáncer se pueden dar por la exposición a fuentes de energía, pero las frecuencias a las que opera un teléfono no tiene ningún efecto dañino en los genes de nuestras células.

Teléfono

17. “Usar envoltorios de plástico en el microondas causa cáncer”

Mentira. Usar envoltorios de plástico en el microondas sin que sean aptos para este uso sí que puede provocar que se viertan químicos en el alimento. Sin embargo, no está probado que estos químicos tengan efecto cancerígeno. Además, la solución pasa por utilizar plásticos que sean aptos para usar en microondas, que no transmitirán químicos al alimento.

18. “Las mamografías provocan cáncer”

Falso. Llegar a una cantidad de radiación suficiente para aumentar el riesgo de cáncer supondría tener que hacerse un número de mamografías extremadamente elevado. En los números que nos vemos, el riesgo de que las mamografías provoquen cáncer es muy bajo.

19. “Se puede morir de cáncer fulminante”

No. No se puede. Todo tipo de cáncer, independientemente de su naturaleza, tarda años en desarrollarse. Esta afirmación es debida a que muchas veces no hay síntomas, por lo que no se detecta hasta pocos instantes antes del fallecimiento del paciente.

20. “Comer poca fruta aumenta el riesgo de padecer cáncer”

No. Se suele decir esto porque por regla general, el consumo de fruta está asociado a una vida saludable sin tabaquismo, alcohol o obesidad. Sin embargo, no existe ningún efecto protector en el consumo de fruta ni verdura.

21. “Los sujetadores con varilla metálica causan cáncer de mama”

Mentira. Se trata de una leyenda urbana, pues no hay ningún estudio que demuestre que el uso de este tipo de sujetadores esté ligado a un aumento del riesgo de padecer cáncer.

22. “Los postes de alta tensión provocan cáncer”

No. Siempre se ha dicho que las ondas electromagnéticas generadas por los cables de alta tensión podrían provocar un riesgo elevado de padecer cáncer.

Sin embargo, tras muchos estudios, solo se ha podido establecer que hay un riesgo ligeramente superior a que los niños padezcan un tipo determinado de leucemia si viven a menos de 100 metros de distancia de un poste de alta tensión. Por lo tanto, la inmensa mayoría de la población no tiene riesgo.

Ante la duda, consultar a un médico

Muchos otros bulos y mitos falsos se propagarán por la red, por lo que siempre, en caso de duda, hay que contactar con un profesional de la medicina.

Referencias bibliográficas

  • DeVita, V.T., Hellman, S., Rosenberg, S.A. (2001) Cancer: Principles and Practice of Oncology. Williams & Wilkins Publishers.
  • Cassidy, J., Bissett, D., Spence, R.AJ. (2002) Oxford Handbook of Oncology. UK: Oxfort University Press.
Pol Bertran Prieto

Pol Bertran Prieto

Microbiólogo y divulgador

Pol Bertran (Barcelona, 1996) es Graduado en Microbiología por la Universidad Autónoma de Barcelona. Máster en Comunicación Especializada con mención en Comunicación Científica por la Universidad de Barcelona. Apasionado por la divulgación de la salud y la medicina y aficionado del deporte y el cine.