11 consejos (y pautas) para cumplir tus objetivos

Marcarse objetivos es saludable para nuestra salud mental, aunque muchas veces fallamos a la hora de definirlos y trabajar para cumplirlos. Algunas pautas pueden ayudar a perseverar y lograr lo que nos proponemos.

consejos-cumplir-objetivos

Tener objetivos en nuestra vida es crucial para mantenernos motivados y disfrutar de una adecuada salud mental. Los propósitos y metas pendientes hacen que nuestra vida resulte estimulante y satisfactoria, y cuando estos faltan es natural que nos sintamos desilusionados, apáticos e incluso deprimidos. Sin cosas por hacer y conseguir, la dirección de nuestra vida no estaría clara y la existencia podría perder su razón de ser.

De hecho, cuando percibimos que nada nos remueve por dentro podemos sentirnos desconectados de nosotros mismos e incluso experimentar una crisis vital. Por todo ello, tener objetivos es importante para desarrollarnos como individuos a todos los niveles. Sin embargo, no es suficiente con marcarse metas. También es necesario trabajar para alcanzarlas.

El problema es que muchas veces nos fijamos objetivos que, por diversas razones, no llegamos a cumplir. Cuando esto sucede, nos sentimos decepcionados, frustrados e incapaces. La buena noticia es que existen pautas y soluciones que pueden ser de gran ayuda para empezar a conseguir las metas propuestas sin fracasar en el intento. En este artículo comentaremos algunas de ellas, de forma que tus metas no se queden en vagas ideas sin materializar.

Cómo lograr mis objetivos: las 11 pautas más importantes

A continuación, vamos a comentar algunas pautas útiles para poder cumplir tus objetivos.

1. Marca objetivos realistas a la par que estimulantes

Uno de los errores más comunes a la hora de establecer objetivos tiene que ver con fijar metas demasiado ambiciosas. Esto contribuye a producir frustración, pues al ser muy difíciles es altamente probable que nunca se consigan. Sin embargo, igualmente importante es no caer en el extremo contrario y plantear metas muy asequibles. Lo ideal es encontrar el balance entre el realismo y el desafío, de forma que el objetivo constituya un reto estimulante y viable. Por este motivo, antes de plantearte tus metas debes analizar los recursos de los que dispones y valorar hasta qué punto te permiten llegar.

como-lograr-objetivos

2. Plantea tus objetivos desde una mirada positiva

A veces sucede que los objetivos se viven como una imposición, algo tedioso que requiere mucho sacrificio. Sin embargo, esto no es ni mucho menos la mejor manera de plantear una meta por cumplir. Por el contrario, es recomendable que asocies tus objetivos con aspectos positivos que ayuden a fortalecer tu motivación y perseverar a pesar de los obstáculos. Por ejemplo, si estás estudiando intensamente para aprobar una oposición, piensa en las ganas que tienes de desempeñar tu trabajo, las experiencias que vivirás cuando logres tu plaza y cómo tu vida cambiará para mejor si lo consigues.

3. Mantén un compromiso firme

Conseguir metas no es algo que suceda de la noche a la mañana. Por el contrario, alcanzar grandes objetivos requiere esforzarse de forma sostenida en el tiempo, se trata de una carrera de fondo. Por ello, cuando te marques objetivos debes tener muy claro tu compromiso con ellos. Una manera de hacer firme este compromiso tiene que ver con fijar plazos temporales, ya que de esta manera no caerás en la procrastinación y te mantendrás activo, pues tus metas serán concretas y no las percibirás como meras ideas pasajeras.

4. Divide tus metas en objetivos más pequeños

Esta estrategia es un clásico, pero realmente funciona. Marcarse metas desafiantes es un buen chute de motivación, aunque a veces estas se ven como algo muy lejano e inaccesible. Por esta razón, es altamente recomendable dividir los objetivos más amplios en otros más pequeños y cortoplacistas. De esta manera, la situación no te parecerá tan inabarcable, tendrás más orden en tu cabeza y, además, mantendrás viva la motivación al ir consiguiendo pequeños éxitos en el camino.

5. Registra tu progreso

Es importante que realices un registro de los avances que vas logrando. Para ello, puedes utilizar el formato papel, aunque también existen herramientas digitales muy interesantes, como por ejemplo Google Calendar. Con independencia de tu preferencia, lo importante es que vayas anotando aquello que consigues, pues de esta manera te mantendrás motivado y te recordarás que estás avanzando aunque a veces tengas la sensación de que te encuentras estancado.

6. Valora ti estás dispuesto a hacer sacrificios

Conseguir metas, especialmente cuando estas son muy ambiciosas, va a requerir sacrificios por tu parte. Antes de involucrarte en un objetivo, debes reflexionar y ser honesto contigo mismo para determinar si realmente estás dispuesto a hacer ciertas renuncias. Siguiendo el ejemplo ya mencionado de la oposición, debes pensar que ello te impedirá socializar como lo haces ahora, además de que tus ingresos serán menores e incluso nulos, pues en lugar de trabajar estarás estudiando. Piensa si ese sacrificio te compensa, pues de lo contrario puede que a mitad de camino tires la toalla.

consejos-cumplir-sueños

7. Rodéate de personas que te apoyen

Todos necesitamos contar con el apoyo de los demás, especialmente cuando estamos en un proceso difícil por conseguir una meta. Por ello, alcanzar buenos resultados no implica únicamente un buen trabajo individual, sino también disponer de personas que sumen y comprendan lo que estás pasando. Si crees que tu familia y amigos no terminan de darte el apoyo que necesitas, puede que te ayude contactar con personas que estén en una situación similar a la tuya.

8. Sé concreto

Elaborar objetivos adecuadamente requiere ser concreto y específico. Cuando las metas se plantean de una forma difusa y desdibujada, lo más probable es que desistamos, pues ni siquiera tenemos claro por lo que estamos esforzándonos. Así, es importante ser lo más precisos posible a la hora de fijar nuestros propósitos.

9. Apuesta por la flexibilidad

Aunque nos hayamos esforzado por fijar nuestros objetivos adecuadamente y estemos muy enfocados en ellos, lo cierto es que a veces la vida va en otra dirección. Con el tiempo, las cosas pueden cambiar y las circunstancias pueden obligar a modificar las metas fijadas al principio. En lugar de insistir en un objetivo que ya no encaja con tu situación vital, trata de ser flexible y ajustarte a los cambios que se producen.

10. Disfruta del proceso

Vivimos en una sociedad en la que estamos habituados a conseguir todo aquello que queremos de manera inmediata. Cada vez desarrollamos una menor tolerancia a la frustración y no sabemos integrar los fracasos y las recompensas demoradas. Cambiar esta actitud es esencial a la hora de conseguir objetivos, especialmente cuando estos son grandes.

En lugar de vivir el proceso hacia la meta como una cuenta atrás, trata de concentrarte en el aquí y el ahora. Disfruta el camino que estás andando y saborea los pequeños éxitos que vas conquistando. Si tu mente está únicamente centrada en el peldaño final, subir la escalera se hará extremadamente difícil. Por ello, siempre es importante recordar por qué hacemos lo que hacemos, pero teniendo la mirada centrada en el día a día.

Esto permitirá aliviar la frustración y sobrellevar mejor la carrera de fondo. Además, el camino hacia un objetivo siempre constituye un viaje de autoconocimiento. No veas estos momentos como un medio para conseguir tu fin, sino como una experiencia con valor intrínseco que te puede ayudar a conocerte mejor, identificar tus fortalezas y debilidades, mejorar como persona y, en definitiva, salir reforzado de la situación.

11. Cultiva la paciencia

Trabajar en favor de una meta es inviable si no existe el ingrediente de la paciencia. Normalmente, el proceso hacia un objetivo no está exento de obstáculos, altibajos, decepciones y conflictos. Sortear esto y seguir hacia adelante requiere ser paciente, saber esperar por la recompensa y perseverar aunque no sea un camino de rosas. Recuerda que la perfección no existe y que detrás del éxito de los demás también hay historias de superación y fracasos que no se ven. Cuando sufras porque tu paciencia está al límite, aférrate a aquello que te motiva, recuerda por qué empezaste el camino y piensa que los momentos malos nunca son eternos.

paciencia-lograr-objetivos

Conclusiones

En este artículo hemos hablado acerca de algunas pautas útiles que pueden ser de ayuda para conseguir tus objetivos. Tener metas en la vida es necesario, pues ello da dirección y sentido a la existencia, nos mantiene ilusionados y motivados y contribuye a nuestro bienestar y salud mental. Sin embargo, suele ocurrir que muchas metas que nos marcamos terminan quedando sin cumplir debido a diversas razones.

La buena noticia es que es posible tomar medidas para perseverar y alcanzar los objetivos planteados sin tirar la toalla en el intento. En este sentido, es importante destacar la importancia de saber definir nuestros objetivos, pues estos deben ser concretos, precisos y asequibles a la par que desafiantes. Añadido a esto, es necesario sobreponerse a la cultura de la inmediatez en la que vivimos y comprender que las recompensas a veces se demoran.

Hay que entrenar la paciencia, saber esperar y disfrutar del camino. Es crucial comprender que los obstáculos son parte del proceso y ser flexible, pues en ocasiones la vida no nos permite preservar los objetivos originales que nos propusimos. De la misma manera, es clave contar con un entorno saludable que sepa comprenderte y apoyarte en tu situación, ya sean amigos, familiares o personas que se encuentran en una situación similar a la tuya.

Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies