Infancia Trans: ¿qué es y cómo se vive?

Los niños y niñas trans son aquellos que experimentan disforia de género, es decir, sienten una identidad de género que difiere del sexo que se les ha asignado al nacer. Veamos cómo se vive y cómo debe manejarse.

infancia-trans

La infancia es una etapa habitualmente asociada con felicidad, inocencia y ausencia de preocupaciones o malestar. Sin embargo, esto no es así para muchos niños. Existe una realidad que, hasta hace no mucho, había sido tajantemente silenciada. Hablamos de la infancia trans.

A lo largo de toda la historia, los seres humanos han siempre adjudicado el sexo a cada persona en función de los genitales que posee al nacer. Así, los individuos son clasificados siguiendo un sistema binario y rígido. Sin embargo, parece que el sexo no viene determinado exclusivamente por las gónadas, los genitales y los cromosomas.

En este sentido, nuestro cerebro también tiene un papel esencial, ya que las investigaciones han permitido comprobar que este es un órgano sexuado. Además, parece que, sorprendentemente, el cerebro impone su valor sobre todos los demás órganos. Así, si el cerebro es masculino, el individuo será hombre aunque sus genitales sean femeninos.

De igual forma, si el cerebro es femenino, la persona se identificará como mujer aunque tenga pene. Por tanto, parece que el sistema de clasificación basado en los genitales no se ajusta a la diversidad sexual que existe en las personas, pues son muchos los que han vivido asumiendo un sexo impuesto que no se amolda a su sentir.

¿Qué entendemos por “infancia trans”?

Las personas que se han encontrado en esta tesitura habitualmente refieren haber sabido desde la más temprana infancia que el sexo asignado no se correspondía con aquel con el que se identificaban. Sin embargo, la presión social, el desconocimiento y el miedo han impedido a muchas personas trans alzar la voz para poder ser quienes realmente son.

Así, muchos han vivido largos años atrapados en un cuerpo percibido como extraño, desempeñando un rol en la sociedad no correspondido. La sociedad ha transmitido continuamente el mensaje de que las personas trans están equivocadas, por lo que muchas no han tenido otra alternativa que llevar una vida de mentira, un disfraz para ocultar el infierno que en realidad estaban viviendo.

Así, hablar de la infancia trans implica hacer referencia a aquellos niños cuya identidad de género difiere de su sexo biológico. Niños con genitales masculinos pueden sentirse y actuar como niñas y viceversa. Este fenómeno, conocido como disforia de género, era antaño concebido como un trastorno mental. Sin embargo, los especialistas han pasado a considerar esta condición como una variante más de la diversidad sexual humana. No obstante, cabe destacar que la disforia de género que no es abordada adecuadamente puede, por descontado, producir importantes trastornos psicopatológicos.

Por ello, es importante que todos los niños puedan tener la oportunidad de explorar diferentes roles de género y estilos de juego. Es interesante que puedan crecer en un ambiente que refleje esa variedad sin intentar limitar sus opciones por la influencia de los estereotipos en función del sexo. Por desgracia, aún muchas familias optan por no escuchar a sus hijos e hijas.

Estos son silenciados y obligados a vivir por sus padres según el sexo que se les asignó al nacer. No cabe duda de que este fenómeno está empezando a ser visibilizado, pero aún pesan los prejuicios, las creencias religiosas, el desconocimiento y el miedo al rechazo de la sociedad. De igual manera, también es importante señalar que hay muchos padres de niños y niñas trans que han escuchado a sus hijos, les han apoyado incondicionalmente y han movilizado todos sus recursos para impedir que su vida sea un infierno.

Aún sigue muy presente la creencia de que los niños no pueden saber qué son. Si la transexualidad adulta es un fenómeno recubierto de estigma, la infantil lo es aún más. Muchos consideran que todo lo referente a la sexualidad es ajeno a esa etapa que llamamos infancia, pero en absoluto es así. La infancia es una fase caracterizada por la exploración, la observación y el descubrimiento. La sexualidad va mucho más allá de las relaciones sexuales con otras personas.

Así, las motivaciones de la sexualidad infantil nada tienen que ver con la sexualidad que se manifiesta en la pubertad y la adolescencia, ni con la sexualidad adulta. Sin embargo, los niños sí que aprenden desde sus primeros años de vida a conocer su cuerpo, a imitar el comportamiento de otras personas y tomar conciencia de la pertenencia a un determinado sexo, por lo que van incorporando roles y comportamientos relacionados con el género. Es por este motivo que no resulta sorprendente que los niños y niñas trans sepan desde muy temprana edad que no sienten cómodos con el sexo que les han adjudicado.

que-es-infancia-trans

¿Qué es la disforia de género?

Los niños y niñas trans experimentan un fenómeno conocido como disforia de género. Esta se define como la sensación de incomodidad o angustia que pueden sentir las personas cuya identidad de género difiere del sexo asignado al nacer o de la características físicas relacionadas con el sexo. En el pasado, la disforia de género era calificada como un trastorno, pero en la actualidad esta concepción ha cambiado y ha empezado a ser considerada una manifestación más de la diversidad sexual humana.

Los niños y niñas que experimentan disforia de género pueden experimentar los siguientes síntomas:

  • Sienten desagrado por sus propios genitales.
  • Experimentan el rechazo de sus compañeros y se sienten aislados y excluidos.
  • Tienen la creencia de que al crecer llegará a ser del otro sexo.
  • Manifiestan explícitamente su deseo de pertenecer al sexo contrario.
  • Cambian su forma de vestir y adoptan hábitos característicos del otro sexo.
  • Experimentan problemas psicológicos como depresión, ansiedad o rechazo a las interacciones sociales.
que-es-disforia-genero

¿Qué hacer si un niño o niña experimenta disforia de género?

Si eres padre y observas algunos de estos comportamientos en tu hijo, es importante que conozcas algunas pautas básicas para manejar esta situación. La transexualidad en los menores de edad continúa siendo un tema tabú, por lo que la falta de información al respecto es habitual. También es importante saber que, en un primer momento, no se puede predecir si dichos comportamientos son temporales o permanecerán. En cualquier caso, vamos a ver cómo gestionar este escenario para favorecer al niño o niña afectado.

Esencialmente, ante una situación de estas características, es importante que los padres ofrezcan a su hijo un clima en el que se sienta querido y aceptado de forma incondicional. Es crucial no hacer juicios o valoraciones de sus preferencias, pues se trata de que se sienta cómodo y confiado para explorar.

Como ya comentamos, la disforia de género no es hoy en día considerada un trastorno en sí mismo, aunque mal gestionada puede acarrear importantes problemas psicopatológicos, rechazo y acoso por parte de los demás, etc. Es por ello que resulta esencial seguir algunas indicaciones:

  • Brinda tu apoyo a tu hijo a la hora de elegir ropa, accesorios, corte de pelo, decoración de su cuarto, amigos… No juzgues o valores lo que él prefiere ni impongas lo que dictan los estereotipos de género, simplemente valida sus gustos.
  • Busca recursos como películas, cuentos o libros que permitan comprender la diversidad sexual de las personas.
  • Busca asociaciones y organizaciones LGTB cercanas, ya que allí podrán brindar asesoramiento y apoyo a tu hijo. De esta manera también sentirá que no está solo y que lo que le sucede es algo que también ocurre a otras personas.
  • Procura estar pendiente de la aparición de síntomas de ansiedad, depresión, baja autoestima o inseguridad. En caso de que estos tengan lugar, es importante acudir a un profesional de salud mental para que este pueda valorar lo que sucede.
  • Muestra tu rechazo a cualquier broma o comentario sobre la orientación sexual o identidad de género de las personas. Indica a tu hijo que nadie tiene derecho a burlarse de él o tratarle mal por ser quien es.
  • En caso que haya indicios de acoso por parte de otros compañeros, no los minimices. El acoso escolar puede ser muy dañino para el bienestar de tu hijo y se deben tomar medidas para frenarlo.

Cuando las señales de disforia de género persisten en el tiempo, es importante acudir a un profesional de la psicología. Este podrá valorar el porqué de estos comportamientos y, en caso de tratarse de disforia de género, qué intervención es pertinente llevar a cabo. Abordar de manera correcta este fenómeno es de gran importancia para prevenir la aparición de problemas emocionales graves, que en algunos casos pueden conducir al suicidio. Es crucial que tu hijo se sienta querido y aceptado pase lo que pase.

El tratamiento psicológico puede ayudar a las personas con disforia de género a explorar su identidad de género y encontrar el rol de género con el que realmente se identifiquen y sientan cómodas. En cualquier caso, el tratamiento siempre debe ser individualizado, y siempre es recomendable que sea multidisciplinar.

No obstante, no todos los procesos requieren modificaciones corporales. Dependiendo de la persona será necesario recurrir a terapia hormonal y cirugía. Existen profesionales de la salud (psicólogos, médicos, endocrinos…) especializados en el trabajo con personas trans. Así, se podrá elaborar un plan de tratamiento adecuado para abordar todos los puntos necesarios.

Conclusiones

En este artículo hemos hablado acerca de la infancia trans y lo que significa vivirla. Los niños y niñas trans son aquellos que experimentan disforia de género, una sensación de incomodidad o angustia que se debe a que la identidad de género difiere del sexo asignado al nacer. Saber manejar esta realidad es esencial para que estos niños crezcan de forma saludable y feliz.

infancia-trans-que-es
Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies