Las 5 diferencias entre Algas y Protozoos (explicadas)

Las algas y los protozoos formaban parte de un mismo reino llamado Protista. Sin embargo, las diferencias fisiológicas y ecológicas que analizaremos hicieron que se diferenciaran en dos grupos claramente distintos.

diferencias-algas-protozoos

Desde 2015 con la última revisión de esta clasificación taxonómica, diferenciamos un total de siete reinos de los seres vivos: animales, plantas, hongos, protozoos, cromistas, bacterias y arqueas. Sin embargo, a lo largo de la historia, las concepciones de reino han ido cambiando. Y en 1969, Robert Whittaker, ecólogo vegetal estadounidense, descubrió que había un grupo de organismos que no eran ni plantas, ni animales ni hongos y que debían constituir su propio reino.

En ese momento surgió el grupo de los protistas, un reino que, a pesar de que se tratara de un conjunto muy heterogéneo de organismos con miles de especies con muy pocas características en común, representó un gran avance para la Biología. Sin embargo, esta gran diversidad de formas de vida hizo que tuviera que replantearse su estatus como reino.

Por ello, en 1998, Cavalier-Smith demostró que, en realidad, los protistas debían diferenciarse en dos reinos individuales: los protozoos y los cromistas. Desde entonces, el concepto de “protista” está en desuso, pero por su relativa novedad, es normal que exista confusión entre los protozoos y los cromistas, en especial sus representantes más conocidos: las algas.

Así pues, en el artículo de hoy y, como siempre, de la mano de las más prestigiosas publicaciones científicas, vamos a presentar las propiedades biológicas de ambos grupos y, sobre todo, analizar las principales diferencias entre los protozoos y las algas, un grupo dentro de los cromistas, en forma de puntos clave. Empecemos.

¿Qué son los protozoos? ¿Y las algas?

Antes de entrar en profundidad en la diferenciación, es interesante (y también importante) que nos pongamos en contexto y analicemos individualmente ambos grupos de organismos. De esta manera, sus diferencias empezarán a quedar mucho más claras. Veamos, pues, qué son exactamente los protozoos y qué son las algas.

Protozoos: ¿qué son?

Los protozoos son organismos unicelulares eucariotas que generalmente son heterótrofos, alimentándose de otros seres vivos a través de un proceso de fagocitosis, absorbiendo a otros organismos para alimentarse de ellos mediante una digestión intracelular. Todas las 50.000 especies identificadas son unicelulares. No hay ningún protozoo pluricelular.

Su metabolismo basado en la heterotrofia implica que la obtención de materia orgánica para su desarrollo y mantenimiento de las funciones vitales se da a través de una absorción de seres vivos a través de su membrana plasmática para una posterior digestión interna que permite transformar las sustancias complejas en nutrientes asimilables.

Así pues, se separan de las plantas porque no realizan la fotosíntesis (excepto las Euglenas, un grupo de protozoos que sí que son fotoautótrofos y habitan ecosistemas de agua dulce), de los hongos porque la digestión de la materia orgánica es intracelular y de los animales porque no hay protozoos pluricelulares.

No disponen de una cobertura rígida alrededor de su membrana plasmática ya que esto impediría el proceso de fagocitosis, nunca forman colonias, tienen tendencia a la heterotrofia y algunas especies son patógenas. Todos estos rasgos, como veremos, los diferencian de los cromistas (y, por tanto, de las algas), motivo por el cual su catalogación como reino independiente llegó en 1998, dividiendo al reino de los protistas en dos: cromistas y protozoos.

En relación con las especies patógenas, hay importantes parásitos para el ser humano que son protozoos, como por ejemplo Naegleria fowleri (conocida como la ameba comecerebros), Plasmodium (el parásito que provoca la malaria), Leishmania, Giardia, Trypanosoma cruzi (responsable de la enfermedad de Chagas), etc.

Sea como sea, todos los protozoos están muy vinculados al agua, pues siendo los primeros organismos eucariotas de la Tierra y surgiendo hace unos 2.500 millones de años, proceden de una época donde la vida estaba muy ligada a los océanos. De ahí que todos los protozoos se encuentren en hábitats acuáticos o en suelos con mucha humedad. En relación a este origen primitivo, su reproducción es asexual, generando clones a partir de la división celular o de la gemación.

A día de hoy, hemos identificado unas 50.000 especies, que pueden ser de cuatro grandes grupos: rizópodos (basan su movilidad en los pseudópodos, teniendo a las amebas como principales representantes), flagelados (basan su movilidad en flagelos), ciliados (basan su movilidad en los cilios) o esporozoos (con escasa movilidad, tienden a actuar como parásitos internos). Sea como sea, sus propiedades morfológicas y fisiológicas varían mucho, con tamaños que oscilan entre los 10 y los 50 micrómetros.

protozoos-que-son

Algas: ¿qué son?

Las algas son organismos unicelulares fotosintéticos que pertenecen al reino cromista y que son eucariotas. Siempre son unicelulares, pero tienen la capacidad de formar colonias. Esto explica que, si bien no desarrollen nunca formas de vida pluricelulares ya que no hay diferenciación de tejidos, podamos ver las algas a simple vista.

Al ser un grupo dentro de los cromistas, que se diferenció de los protozoos en 1998 cuando el reino de los protistas se escindió, disponen de una cubierta rígida alrededor de la membrana plasmática que hace que puedan adquirir formas muy variadas. Son fotoautótrofas, pueden formar colonias y no hay especies patógenas. Estos rasgos, como hemos dicho, son la clave de la diferenciación con los protozoos.

Las algas, del mismo modo que las plantas y las cianobacterias, disponen de pigmentos fotosintéticos que permiten convertir la luz solar en una energía química que utilizarán para la síntesis de su propia materia orgánica. En esto se basa se metabolismo fotoautótrofo. Es importante señalar que, a pesar de esta fotosíntesis y de la existencia de una pared celular de celulosa, las algas no son plantas. Son cromistas. Un reino muy distinto al vegetal.

Así, las algas son un grupo dentro del reino cromista con unas 27.000 especies registradas, todas ellas adaptadas principalmente a la vida acuática (aunque hay algunas especies terrestres), cosa que se entiende si tenemos en cuenta su origen evolutivo. Las algas (y los cromistas en general) aparecieron hace unos 1.600 millones de años fruto de una simbiosis entre los protozoos y las cianobacterias. Actualmente, las algas son uno de los productores primarios en los ecosistemas marinos más importantes de la Tierra.

que-son-algas

Algas y protozoos: ¿en qué se diferencian?

Ahora que ya hemos entendido las bases biológicas, ecológicas y evolutivas de ambos grupos, seguro que las diferencias entre los protozoos y las algas, así como el motivo de la separación del reino de los protistas en 1998, han quedado más que claras. De todos modos, por si necesitas (o simplemente quieres) disponer de la información con un carácter más visual y esquemático, hemos preparado la siguiente selección de las principales diferencias entre algas y protozoos en forma de puntos clave.

1. Los protozoos son heterótrofos; las algas, fotoautótrofas

Una de las diferencias más importantes tiene que ver con el metabolismo. Y es que a excepción de las Euglenas, un grupo de protozoos que realizan la fotosíntesis, los protozoos son organismos heterótrofos. Obtienen la energía y la materia que necesitan para vivir alimentándose de otros organismos, que introducen en el interior de la célula a través de un proceso de fagocitosis para después realizar una digestión interna.

En cambio, las algas nunca son heterótrofas. Las algas son organismos fotosintéticos, es decir, que tienen un metabolismo basado en la fotoautotrofia donde, gracias a los pigmentos fotosintéticos, convierten la luz solar en una energía química que usan para sintetizar su propia materia orgánica.

2. Las algas tienen una cobertura rígida; los protozoos, no

Las algas, como todos los miembros del reino de los cromistas, disponen de una cobertura rígida alrededor de la membrana plasmática que les confiere protección. Los protozoos carecen de ella. Su membrana plasmática tiene que estar desnuda ya que si hubiera esta cobertura no podrían realizar la fagocitosis.

3. Las algas pueden formar colonias; los protozoos, no

Tanto algas como protozoos son organismos unicelulares. Nunca desarrollan formas de vida pluricelulares. Pero dentro de esta característica, mientras que los protozoos siempre viven individualmente depredando a otros organismos, algunas especies de algas son capaces de formar colonias (no seres pluricelulares ya que no hay diferenciación de tejidos) que permiten que se formen estructuras visibles a simple vista, que es lo que tradicionalmente asociamos a una alga.

protozoos-algas-en-que-se-diferencian

4. Hay especies de protozoos patógenas; pero no de algas

Todas las 27.000 especies de algas registradas son fotoautótrofas y no se comportan como patógenos. Ahora bien, entre las 50.000 especies de protozoos identificadas, sí que hay especies patógenas, como por ejemplo Naegleria fowleri (conocida como la ameba comecerebros), Plasmodium (el parásito que provoca la malaria), Leishmania, Giardia, Trypanosoma cruzi (responsable de la enfermedad de Chagas), etc, que provocan enfermedades en los seres humanos.

5. Los protozoos surgieron antes que las algas

Las algas surgieron como resultado de un proceso de simbiosis entre los protozoos y las cianobacterias, un grupo de bacterias que realiza la fotosíntesis. Por tanto, es evidente que el origen de los protozoos es más antiguo. Y es que mientras que los protozoos aparecieron hace unos 2.500 millones de años (fueron los primeros seres eucariotas de la Tierra), las algas no surgieron hasta hace 1.600 millones de años.

Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies