Ciencia

Las 3 diferencias entre Biología y Psicología

La Biología y la Psicología son dos ciencias que a menudo se entrelazan, pero que observan la realidad desde dos perspectivas distintas. Veamos sus semejanzas y diferencias.
Diferencias Biología Psicología

La ciencia se define como un sistema ordenado de conocimientos que estudia, registra, investiga e interpreta los fenómenos naturales, sociales y artificiales (aquellos creados por el hombre que no responden a conceptos naturales y evolutivos). La ciencia, como tronco del árbol del saber, se ramifica en una serie de ramas tanto básicas como aplicadas.

Nos encontramos ante un conglomerado terminológico que no está exento de polémicas, pues diversos pensadores argumentan que no es correcto que el método científico, aplicado a corrientes objetivas e inamovibles como la física, sea también el utilizado para discutir y descubrir conceptos relacionados con el hombre y la sociedad. Está claro que nos movemos en terrenos lingüísticos farragosos, pero algo está claro: la ciencia y el saber son términos indivisibles.

Así pues, por básico que en un principio pueda sonar, conocer las diferencias entre distintas ramas científicas se hace esencial para compartimentalizar el conocimiento y los métodos de investigación y deducción que nos llevan a él. Hoy te presentamos las diferencias entre la biología y la psicología, dos de estas ramas abanderadas y de utilidades diversas, pero complementarias.

¿Cómo diferenciamos Biología y Psicología?

En primer lugar, es necesario que categoricemos las distintas ramas que sobresalen a partir del tronco del conocimiento humano para entender mejor las diferencias entre la biología y psicología. El pensador Rudolf Carnap, filósofo y físico alemán, postuló estas divisiones en lo que a ciencia se refiere en el año 1955:

  • Ciencias formales: su objeto de estudio son conceptos puramente abstractos, explorando las formas válidas de inferencia, es decir, lógica y matemáticas.
  • Ciencias naturales: como su propio nombre indica, estudian la naturaleza.
  • Ciencias sociales: estudian al ser humano tanto como individuo como a la agrupación social que lo caracteriza.

Así pues, podemos ver que las ramas de la ciencia se dividen según las bases que asienten la obtención de su conocimiento: ya sean los mundos abstractos de la lógica y matemáticas, la biología, la astronomía, la física, la sociología, la economía o cualquier palabra acabada en “ía” que se nos ocurra, la búsqueda de conocimiento y comprensión son siempre el motivo principal.

Como habréis podido adivinar, la biología se encuentra dentro de las ciencias naturales, mientras que la psicología está englobada en las ciencias sociales. Una vez abierta la veda, ahondaremos más en las diferencias entre ambos términos.

1. La Biología explica; la Psicología comprende

En primer término nos ponemos un poco filosóficos, pues la biología y la psicología tienen un fin último muy diferente si nos limitamos a un terreno lingüístico. No desesperes, pues explicaremos estos conceptos abstractos de la forma más amigable posible.

Según la Real Academia de la Lengua Española (RAE), la "explicación" se define como “la manifestación o revelación de la causa o motivo de algo”. Al ser una ciencia natural, la biología abandera y ejemplifica la búsqueda de explicaciones. Los biólogos nos movemos con un motor empírico-analítico basado en el método científico, pues nos apoyamos en las herramientas de las ciencias formales (matemáticas y estadística) para analizar las correlaciones, es decir, causa/efecto entre un hecho y la posible razón del mismo.

Así pues, nos hallamos dentro de una disciplina científica que se basa en la descripción de procesos naturales de los organismos vivos considerando su anatomía, fisiología, evolución, desarrollo, distribución y relaciones intra e interespecíficas. Se trata más de una “explicación” de lo que nos rodea, el registrar por qué X evento se encuentra vinculado con Y característica en el mundo natural. Pongamos un ejemplo:

Las gallinas ponen huevos, ¿verdad? Si analizamos el número de huevos que ponen dos poblaciones diferentes de gallinas, estamos describiendo o registrando una variación dentro de una misma especie. Si se descubre que efectivamente la variación en el número de huevos es significativa, toca preguntarse por qué. ¿Será por presiones evolutivas? ¿Estamos ante una subespecie? ¿Son las hembras de una población más grandes que las de la otra? De nuevo: registramos un hecho y tratamos de explicar el por qué del mismo.

Humano simio

Sacando de nuevo una aproximación terminológica estricta de la RAE, el término "comprensión" se define como “el conjunto de propiedades que permiten definir un concepto, por oposición a extensión”. Las ciencias humanas, y en especial la psicología, son las abanderadas de la comprensión de los procesos humanos y sociales.

Para simplificar las cosas (aunque pequemos de redundantes) se podría decir que mediante la psicología no se intenta “explicar” la existencia de los procesos conductuales en los seres humanos a nivel evolutivo, pues sabemos que existen al experimentarlos en nuestras propias carnes, sino que tratamos de comprenderlos en base a hechos factuales, es decir, a la presentación de pruebas empíricas. Así pues, la psicología explora conceptos como la percepción, la atención, la motivación, la emoción, el funcionamiento del cerebro, la inteligencia, el pensamiento, la personalidad, las relaciones personales, la conciencia y la inconsciencia en el ser humano.

Para cerrar este conglomerado temático es importante comprender la diferencia entre la explicación de lo que nos rodea mediante relaciones causa/efecto y la comprensión de los fenómenos humanos y sociales. Allí donde se tienden puentes también se observan claras diferencias.

2. Enfocan el ser humano desde perspectivas diferentes

Por muy increíble que pueda resultar, el hecho de que la biología estudia al resto de los animales y la psicología al ser humano es una idea claramente errónea. Para combatir esta creencia popular tenemos el concepto de “biología humana”, que tal y como su propio nombre indica, es una extensión de las ciencias biológicas encargada de la explicación de diversos parámetros del ser humano, es decir: variaciones genéticas entre poblaciones humanas presentes y pasado, adaptaciones a diferentes climas, predisposición a enfermedades degenerativas...etc.

La clave está en la aproximación del estudio: no hemos visto que la biología humana se encargue de estudiar los procesos emocionales, ¿verdad? Nos movemos en ámbitos completamente ligados a términos evolutivos, esto es: genética y adaptaciones.

Por otro lado, la psicología toma un enfoque completamente diferente pero complementario. Mediante la psicología experimental, el asociacionismo, el estructuralismo y otras muchas corrientes, se trata de comprender el análisis de la conducta y los procesos mentales de los individuos y de grupos humanos en distintas situaciones. En resumen, se puede decir que la psicología abarca todos los aspectos de la experiencia humana, los cuales, desde luego, van mucho más allá de variaciones genéticas y adaptativas impulsadas por un motor evolutivo.

Psicólogo

De nuevo, cabe destacar que donde hay diferencias también se tienden puentes. Tenemos como ejemplo de ello a la psicobiología, encargada de aplicar los principios de la biología al estudio del comportamiento de los animales, incluidos los humanos.

3. La biología estudia las respuestas; la psicología, la conducta

Nos volvemos a poner un poco filosóficos, pues podemos decir, de forma resumida, que la biología se encarga de registrar las respuestas y reacciones, mientras que la conducta está enteramente relegada a la psicología.

Cuando salivamos al ver una comida o cuando nos asustamos y nos quejamos de dolor porque nuestra piel se ha visto expuesta ante el fuego estamos ante respuestas y reacciones primales. Desde luego, esto corresponde a mecanismos meramente evolutivos presentes en (casi) todos los animales, por lo que nos movemos en un terreno biológico.

Por otra parte, para explicar la conducta del ser humano hay que recurrir a un claro componente social. Todo lo psicológico supone un funcionamiento biológico basal, pero no todos los procesos biológicos conducen a procesos psicológicos. El componente biológico es un sustrato necesario, pero no suficiente.

Así pues, el lenguaje no puede explicarse meramente como un mecanismo evolutivo basado en los movimientos articulares y fonadores para la persistencia de nuestra especie. Está claro que la conducta, sobre todo enfocada a un grupo social y que interactúa, ha de ser explicada por la sociología y la psicología, pues basarse solo en constricciones genéticas y morfológicas sería un grave error.

De nuevo, esto no significa que la biología no tenga nada que ver con la conducta. La conducta de los animales no humanos se engloba en la etología y ecología del comportamiento, disciplinas que se consideran ramas biológicas.

Conclusiones

Como hemos podido ver, las diferencias entre biología y psicología no se colocan en un marco blanco o negro, sino que estamos ante una escala de grises donde la interdisciplinariedad es la clave. Ni la psicología se circunscribe solo a los sentimientos humanos ni la biología solo a los animales y ecosistemas, pues existen ramas como la psicobiología o la biología humana que cada vez se encuentran más lejos de las clasificaciones tradicionales de “ciencia natural” y “ciencia social”.

Aún así, podemos resumir que la biología se encuentra más basada en la explicación y la psicología en la comprensión, que la conducta humana a nivel individual y social son un terreno principalmente psicológico, y que las variaciones que pueden explicarse por genética o adaptaciones a nivel de especie caen en el terreno de la biología.

Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2021 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,configuración ads ycookies