Los 15 beneficios de los videojuegos para la salud (en niños y adultos)

Los videojuegos siempre han estado rodeados de connotaciones negativas generadas por los medios más convencionales. Pero lejos de ser algo dañino, se trata de un arte con múltiples beneficios para nuestro cerebro.

Beneficios videojuegos para salud

Poco a poco, los videojuegos están empezando a recibir el reconocimiento que merecen. Lejos de ser “tonterías para niños” o “una forma más de perder el tiempo”, la industria de los videojuegos está creando cada vez más obras de arte jugables que pueden atrapar a cualquier público con historias asombrosas y momentos increíblemente entretenidos tanto jugando solos como con amigos.

No es ninguna casualidad que, a día de hoy, la industria del videojuego facture más que el cine y la música juntos. Estamos hablando de que, en 2020, el imperio de los videojuegos movió en todo el mundo más de 175.000 millones de dólares, lo que representa un 20% más respecto al curso anterior. Y se estima que ya hay más de 950 millones de personas que juegan regularmente a videojuegos.

Aun así, sigue resultando incomprensible cómo estos videojuegos siguen estando tan rodeados de connotaciones negativas, especialmente por noticias manipuladas por parte de los medios convencionales. Dicen que los videojuegos hacen violentos a los niños. Claro, porque en la Edad Media no había violencia.

Así pues, en el artículo de hoy, de la mano de las más prestigiosas publicaciones científicas y con el objetivo de defender a los videojuegos no solo como una forma de arte, sino como algo que puede tener innumerables beneficios en nuestra salud mental, emocional y física, vamos a explorar las principales ventajas de, siempre que sea con moderación, jugar a videojuegos.

¿Qué ventajas tiene jugar a videojuegos?

Ni nos hacen violentos, ni hacen bajar el rendimiento escolar, ni son una forma de perder el tiempo ni son cosas de críos. Los videojuegos son creaciones artísticas con mucho trabajo detrás y, aunque evidentemente hay títulos más violentos, es responsabilidad de los padres permitir o no que los niños jueguen con ellos. Y cuando hay noticias de niños y adolescentes que cometen crímenes, es porque sufren un problema mental, no porque, como se ha llegado a decir, juegue al Fortnite.

Aun así, como todo en la vida, todo en exceso es malo. Y por supuesto que obsesionarse con los videojuegos es malo. De hecho, la “ludopatía” a los videojuegos es una realidad. Y es que al tratarse de una vía de escape de la realidad, hay personas que convierten a estos videojuegos en su adicción. Pero no siempre se llega a estos extremos.

De hecho, un estudio publicado en el año 2021 por la Universidad de Oxford señala que el tiempo recomendable de uso de los videojuegos es de una hora al día, aunque dependiendo de la edad y del contexto puede situarse entre una y tres horas. Siempre que no se convierta en una adicción, los videojuegos no solo nos van a entretener, sino que nos aportarán muchos beneficios tanto en niños como en adultos. Los comentaremos y analizaremos a continuación.

1. Estimulan la creatividad

Guste más o guste menos, los videojuegos son una forma de expresión artística más. Y solo hay que ver cómo en algunos podemos encontrar historias, tramas, diálogos y escenarios que nada tienen que envidiar a una producción de Hollywood.

Y uno de los principales beneficios que tienen los videojuegos a la hora de activar el cerebro es que, al ser partícipes de estas historias, nuestra creatividad e imaginación mejoren mucho. La propia Universidad de California demostró estas ventajas sobre las capacidades imaginativas especialmente en niños.

Estimular creatividad

2. Mejoran la capacidad de respuesta

Muchos videojuegos nos obligan a trabajar nuestra capacidad de respuesta, al tener que responder muy rápidamente a los estímulos que aparecen en la pantalla. La Universidad de Rochester, en un estudio, indicó que, en efecto, los videojuegos agilizan nuestras habilidades mentales, reduciendo el tiempo de respuesta necesario para responder a imprevistos. Y este beneficio se traslade a muchos aspectos de nuestra vida.

3. Fomentan el trabajo en equipo

La industria de los videojuegos, si bien todavía mantiene muchos y muy buenos títulos single-player (un solo jugador), va en dirección de fomentar mucho más los juegos cooperativos. Es decir, muchos videojuegos actuales ya están diseñados para ser jugados en línea con otros jugadores que forman parte de nuestro equipo. Así, aunque sea online, estamos aprendiendo a trabajar en equipo y a comunicarnos con otras personas para resolver problemas.

4. Potencian la memoria

La memoria es la capacidad mental a través de la cual almacenamos información que podemos rescatar y recuperar posteriormente. Se trata de una complejísima habilidad fisiológica esencial en cualquier aspecto de la vida que imaginemos. Y muchos videojuegos, en sus niveles, nos obligan a fortalecer nuestra capacidad de memorización.

5. Estimulan la atención

Dicen que los videojuegos afectan a nuestra capacidad de atención, algo en lo que se basan para decir que son los causantes de los malos resultados académicos en algunos niños. Pero nada más lejos de la realidad. Muchos estudios han demostrado que los videojuegos nos ayudan a trabajar nuestra capacidad de atención, al “obligarnos” a focalizarnos en estímulos muy concretos. Y esto, luego, se traslada a otros aspectos de nuestra vida fuera de la pantalla.

Estimular atención

6. Mejoran la memoria visual

En la misma línea que el punto anterior, los videojuegos nos plantean muchos retos visuales que nos obligan a trabajar lo que popularmente conocemos como memoria fotográfica, aquella que nos permite memorizar imágenes y contenidos visuales. De nuevo, esto representa muchas ventajas en nuestro día a día.

7. Favorecen el pensamiento crítico

Es cierto que hay videojuegos más de fastfood o para un público casual que simplemente quiere jugar un partido de fútbol o pegar unos tiros. Pero hay muchos otros que, en su trama, tocan temas filosóficos, éticos y sociales muy potentes. Así pues, siendo además parte activa de estas historias, el videojuego nos lleva a reflexionar sobre lo que vemos, potenciando así nuestra capacidad de pensar de forma crítica, algo que ni qué decir tiene es importantísimo en nuestra vida.

8. Ayudan a aprender idiomas

Es cierto que hay muchos videojuegos que, al igual que las películas, se doblan. Pero muchos otros no. De hecho, las empresas detrás de algunos de los videojuegos más trabajados y pulidos en lo que a narrativa e interpretación se refiere, mantienen el idioma original, pues el lenguaje es parte de la identidad de los personajes.

Esto significa que podemos pasar horas escuchando un idioma extranjero que, aunque esté subtitulado, nos hará mejorar en dicho idioma e incluso aprenderlo de cero. Además, en los juegos online, es posible incluso que practiquemos idiomas extranjeros cuando hablamos con otros jugadores.

9. Incrementan la motivación

Es verdad que, cuando se convierten en una adicción, la persona que ha desarrollado dicha patología pierde la motivación para hacer actividades que no sea jugar. Pero esto es en casos extremos. En la inmensa mayoría de casos, los videojuegos, por los estímulos visuales y de euforia que nos puede generar meternos de lleno en su trama y acción, pueden ayudarnos a estar más motivados en el día a día. Es un lugar donde nos podemos sentir protagonistas y poderosos. Y esto, al final, se traslada a nuestra vida diaria.

10. Permiten desconectar de la realidad

En un mundo donde vivimos rodeados constantemente de estímulos y en el que estamos recibiendo información, es muy difícil (pero absolutamente necesario) desconectar de la realidad. Y existen pocas cosas tan potentes como los videojuegos para lograrlo. Nos atrapan tanto que perdemos de vista el mundo durante el tiempo que estamos jugando. Y, de nuevo, siempre que esto no termine volviéndose patológico, es algo que nuestra salud emocional agradecerá sin duda.

Desconectar realidad

11. Potencian la capacidad lectora

En los videojuegos, constantemente están apareciendo mensajes en pantalla que debemos leer rápidamente para aprender consejos o seguir los diálogos de la trama. Por ello, especialmente en aquellos títulos en idioma original subtitulados con muchas conversaciones entre personajes, los videojuegos pueden ayudarnos mucho a potenciar nuestra velocidad de lectura. Y esto, al final, también contribuye, además de los propios beneficios de mejorar la capacidad lectora,

12. Ayudan a reducir la percepción de dolor

Un beneficio que, sin duda, resulta sorprendente, pero que está demostrado. En un estudio publicado en el British Medical Journal se demostró que los videojuegos, gracias al nivel de concentración que requieren, hacen que dejemos de poner el foco de atención en el dolor. Desvían la atención al juego y así consiguen que, si sufrimos alguna forma de dolor crónico, este se alivie de forma considerable.

13. Fomentan las habilidades de toma de decisiones

Muchos videojuegos, en su gameplay, nos obligan a tomar decisiones que, en los mejores títulos, incluso tienen un peso en la trama, cambiando el porvenir de los acontecimientos. Así pues, “obligándonos” a decidir el curso de la trama, están estimulando nuestras habilidades para tomar decisiones de forma rápida, pensada y definitiva. Ni qué decir tiene que esto resulta importantísimo en cualquier aspecto de nuestra vida.

14. Ayudan a mejorar la visión

Tenemos generalmente la idea de que jugar a videojuegos es malo para la vista. Pero, de nuevo (siempre que juguemos con moderación), nada más lejos de la realidad. De hecho, no solo es que no sea dañino, sino que la propia Universidad de California publicó un estudio en el que se demostraba que, en personas con ambliopía (popularmente conocido como “ojo vago”), su agudeza visual se incrementaba una media de un 30% si jugaban a videojuegos.

15. Contribuyen a socializar

Y por último como ya hemos introducido en algunos puntos anteriores, los videojuegos, como muchos títulos están enfocados al juego online tanto cooperativo como competitivo, contribuyen mucho a socializar con otras personas. Esto tiene muchos beneficios especialmente en niños que, en persona, pueden ser más tímidos. Gracias a los videojuegos pueden perder la vergüenza a abrirse e incluso conocer a personas que se convertirán en amigos en la “vida real”.

Socializar juegos
Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies