Los 15 tipos de Responsabilidad (y sus características)

La responsabilidad es un valor y cualidad de las personas que cumplen con sus promesas y obligaciones al tiempo que son consecuentes con las decisiones que toman y las consecuencias de las mismas.

tipos-responsabilidad

La moral es el conjunto de normas que rigen el comportamiento de las personas que forman parte de una sociedad determinada bajo un contexto cultural específico, emergiendo así como el conjunto de tradiciones, costumbres y valores en base a los cuales nos criamos y crecemos. La ética, por su parte, nace como una reflexión de carácter universal acerca de la moral, siendo un ejercicio teórico que pretende definir qué hace que algo sea moral o que no lo sea.

Pero sea como sea y pese a que los valores morales no tienen un carácter universal y, además, varían con el tiempo y dependen del contexto de cada sociedad y cultura, donde cada una de ellas tiene unas normas de conducta específicas, sí que hay una serie de valores que, de forma general, son venerados en cualquier parte del mundo.

Estamos hablando de valores morales y éticos tales como la libertad, el respeto, la verdad, la lealtad, el altruismo, la honestidad, la compasión, la solidaridad, la tolerancia, la empatía, la justicia y, por supuesto, la responsabilidad. Una cualidad y valor de las personas que cumplen con sus obligaciones y promesas para con el entorno que las rodea.

Ahora bien, ¿qué significa exactamente ser responsable? ¿Qué es la responsabilidad como valor y cualidad? ¿Qué clases de responsabilidad existen? Si quieres encontrar la respuesta a estas y otras muchas preguntas, estás en el lugar adecuado. Porque en el artículo de hoy y, como siempre, de la mano de las más prestigiosas publicaciones científicas, vamos a indagar en las bases psicológicas y morales de los distintos tipos de responsabilidad.

¿Qué es la responsabilidad?

La responsabilidad es un valor moral y cualidad de las personas que cumplen con sus obligaciones y promesas al tiempo que son consecuentes con sus actos y aceptan las consecuencias de sus conductas, elecciones y comportamientos. Muy relacionado con la consciencia de cada persona, es el valor y virtud de tomar decisiones de forma consciente y asumir las consecuencias, positivas o negativas, que estas puedan tener.

Del latín responsum, que significa “obligación”, la responsabilidad es también la cualidad de responder ante las personas que corresponda a cada momento, cumpliendo con nuestras promesas, no huyendo de nuestras obligaciones, estando comprometidos con aquello que hemos decidido y siendo fieles a nuestras convicciones.

Y aunque es cierto que el hecho de ser responsable es, en gran parte, un rasgo de la personalidad, no debemos olvidar que también es un hábito y que, como tal, puede (y debe) trabajarse. Y es que una sociedad más responsable es, por como este valor se relaciona indiscutiblemente con otros, una sociedad más libre, igualitaria, comprometida, honesta y justa.

La responsabilidad nos lleva a responder y a hacernos cargo de situaciones hacia las cuales hemos jurado o inevitablemente hemos adquirido un compromiso, el cual puede afectarnos a nosotros mismos y/o a terceros. Así, desarrollamos actos conscientes e intencionados para cumplir con nuestras obligaciones, promesas, deudas o actos morales asumiendo, al mismo tiempo, las consecuencias de nuestros actos.

Así pues, ser responsables es no solo un valor moral, sino una cualidad y virtud humana que, encontrándose en cualquier ámbito de nuestra realidad, es uno de los principios más fundamentales para relacionarnos con nuestro entorno de una forma plena. Cumplir con lo prometido, tener consciencia de las consecuencias de nuestros actos, ser fiel a nuestras obligaciones y no huir de nuestros deberes. Esto es la responsabilidad. Un valor, virtud y cualidad humana indispensable.

¿Qué clases de responsabilidades existen?

Una vez comprendidas las bases conductuales y morales de la responsabilidad, llega el momento de centrarnos en el tema que nos ha reunido hoy aquí, que es el de descubrir qué tipos de responsabilidad existen. Y es que dependiendo del ámbito en el que se aplique esta virtud y cualidad humana, podemos definir muchas formas diferentes de ser responsable a nivel tanto individual como colectivo. Veamos, pues, qué clases de responsabilidades hay.

1. Responsabilidad social

Por responsabilidad social entendemos aquella modalidad de la misma que nos hace adoptar compromiso para con la sociedad en conjunto. Así pues, una persona responsable socialmente es aquella que actúa acorde a las normas y valores morales que imperan en su sociedad para que su comportamiento no atente contra las libertades ajenas.

responsabilidad-social

2. Responsabilidad afectiva

Por responsabilidad afectiva entendemos aquella virtud que debe imperar en las relaciones interpersonales, especialmente en el ámbito de la pareja, que nos hace comunicar nuestros sentimientos y expectativas de una forma comprometida. Responsabilizarnos del respeto por la relación y de las emociones de la persona con quien compartimos un proyecto de vida.

3. Responsabilidad laboral

Por responsabilidad laboral entendemos aquel valor que hace que la persona se comprometa con su trabajo y con todo aquello relacionado con su entorno profesional. Ya sea desde el punto de vista del empleado o del empleador, ser responsable laboralmente implica comprometerse con nuestro trabajo, asumir las consecuencias de nuestros errores y maximizar el rendimiento de la empresa sin olvidar el bienestar de nuestros compañeros, superiores o subordinados.

4. Responsabilidad ambiental

Por responsabilidad ambiental entendemos aquel valor que hace que la persona se comprometa con la Tierra, nuestro planeta. Es decir, es aquella virtud que nos lleva a desarrollar conductas activas y de omisión (no hacer cosas que atenten contra el planeta) con el objetivo de mejorar el medio ambiente y preservar la naturaleza.

5. Responsabilidad civil

Por responsabilidad civil entendemos aquel valor que empuja a una persona a resarcirse del impacto negativo que sus acciones han tenido en terceras personas. Ya sea de forma voluntaria o involuntaria, hay veces que podemos hacer daño a nivel emocional o físico a otra persona. Siendo responsables, buscaremos la forma de reducir su dolor o compensar la situación, habiendo, por supuesto, pedido perdón y no habiendo huido de las consecuencias de nuestros actos.

responsabilidad-civil

6. Responsabilidad penal

Por responsabilidad penal entendemos aquellas consecuencias que una persona debe asumir después de haber cometido una infracción penada por la ley. No se trata de una responsabilidad de carácter más moral como la civil, sino que la persona no tiene otra alternativa que responder ante la justicia, pues ha cometido un delito. Y, como tal, debe aceptar las consecuencias penales de sus actos.

7. Responsabilidad empresarial

La responsabilidad empresarial es el conjunto de valores que adopta una corporación privada para con sus empleados y el entorno en el que se encuentra. Así, son planes que desarrolla la empresa para cuidar el bienestar de sus trabajadores, ser transparentes con los clientes, potenciar la productividad y proteger el medio ambiente.

8. Responsabilidad gubernamental

La responsabilidad gubernamental es el conjunto de valores que adopta una entidad pública para con el conjunto de la sociedad. Así, todas aquellas administraciones que dependen del Estado, empresas públicas e instituciones gubernamentales deben ejecutar políticas responsables hacia los funcionarios, trabajadores, ciudadanos y entorno natural.

9. Responsabilidad colectiva

La responsabilidad colectiva es un concepto que apela a aquel valor moral que solo tiene sentido si es aplicado por muchos miembros de la sociedad al mismo tiempo. Cada persona es responsable individualmente, pero el impacto real llega en el ámbito colectivo.

10. Responsabilidad contractual

La responsabilidad contractual es aquella forma de la misma que emerge del respeto hacia aquello estipulado en un contrato, aplicable tanto al mundo laboral como, por ejemplo, en el alquiler de una vivienda. El incumplimiento de las obligaciones y deberes en dicho acuerdo contractual entre las partes puede acarrear problemas de carácter burocrático.

responsabilidad-contractual

11. Responsabilidad familiar

La responsabilidad familiar es aquel conjunto de obligaciones y deberes que tenemos para con miembros de nuestra familia, aplicado generalmente a la crianza de los hijos. Así, los padres (o cualquier familiar que tutele a un menor) deben ser responsables y dar a sus hijos todo aquello que necesitan al tiempo que inculcan en ellos unos valores morales y éticos que les permitirán desarrollar virtudes tales como la propia responsabilidad.

12. Responsabilidad económica

La responsabilidad económica es aquella que se fundamenta en el control adecuado de nuestras finanzas. Así, una persona responsable es capaz de gestionar correctamente su dinero, siendo consciente de cuánto puede gastar, al tiempo que sabe administrar su patrimonio sin caer en inversiones con demasiado riesgo.

13. Responsabilidad académica

La responsabilidad académica es aquella que desarrollamos para con nuestra educación. Un estudiante responsable es capaz de esforzarse en estudiar y de cumplir con sus obligaciones académicas ya que adopta un compromiso consigo mismo y con el futuro que a corto, medio o largo plazo desea tener.

14. Responsabilidad periodística

La responsabilidad periodística es aquel valor que todos los medios de comunicación que informan acerca de lo que sucede en el mundo deben adoptar. Un periodista (o un periódico en su conjunto) debe estar comprometido con la verdad y con sus lectores, teniendo, pese a la inherente e inevitable subjetividad del lenguaje escrito, unos valores que permitan que esta comunicación con su audiencia sea responsable.

15. Responsabilidad histórica

Por responsabilidad histórica entendemos el compromiso que, como miembros de una sociedad, debemos adoptar hacia el pasado de la misma. Así, debemos ser responsables desde una perspectiva histórica, recordando los hechos que han moldeado nuestra cultura, sin modificar los hechos de la historia y sin olvidar los capítulos negros de la misma.

responsabilidad-historica
Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies