Los 10 tipos de Delincuencia (y sus características)

La delincuencia es el acto de cometer un delito, realizando acciones contrarias a lo establecido por la ley y que son penadas con castigos. Pero no hay una única forma de delinquir. Veamos su clasificación.

tipos-delincuencia

Concebidas como normas o reglas de obligado cumplimiento, las leyes hacen que vivamos en una sociedad con mayor armonía, al ser esenciales para regular los aspectos sociales, económicos, culturales y políticos de cualquier comunidad humana. Y en estas leyes, por supuesto, también se tipifican todas aquellas conductas que constituyen una infracción del derecho penal del Estado.

Estamos hablando, por supuesto, de los delitos y los crímenes. Los delitos son acciones u omisiones penadas por la ley y que están sometidas a penas o sanciones que variarán dependiendo de la gravedad de la infracción contra el ordenamiento jurídico del país. Los crímenes, que no cuentan con una definición tan clara, por su parte apelan a un delito grave penado no solo por la ley, sino por la sociedad en sí, al tratarse de acciones que atentan contra una comunidad o que involucran asesinatos u homicidios.

Pero sea como sea, aquí entra en juego un término muy popular pero que, quizás, no es tan bien conocido por todos: la delincuencia. Un concepto que apela a todo aquello relacionado con los delitos y los individuos que cometen dichas acciones delictivas y que se trata de uno de los principales problemas sociales en todos los países del mundo.

Por ello, por la preocupación social que genera, en el artículo de hoy y, como siempre, de la mano de las más prestigiosas fuentes de información, vamos a indagar en las bases legislativas de la delincuencia y, sobre todo, descubrir qué formas distintas puede tomar. Y es que no hay una única manera de delinquir. Vamos allá.

¿Qué es la delincuencia?

La delincuencia es un concepto que hace relación a todo aquello vinculado con los delitos y con los individuos que los cometen, siendo así un término que apela al problema social que representan las acciones delictivas perpetradas dentro de un Estado. Y es delinquir es, en pocas palabras, cometer una infracción, por acción u omisión, en el derecho penal de un país.

Así pues, un delincuente es aquella persona que comete un delito, es decir, que realiza una conducta en la que, por acción (hacer algo) u omisión (no hacer algo que debe hacerse), se observa una infracción que es contraria a lo establecido en una ley, algo que implica una pena o sanción que puede ir desde una multa hasta pena de cárcel.

La delincuencia se entiende como un fenómeno social que afecta a los ciudadanos de un país, a las propiedades públicas y privadas, al patrimonio del Estado y a la sociedad en general. Por ello, debe ser el Estado quien, con sus servicios e infraestructuras, proteja a la población de la delincuencia y aplique la ley a través del sistema judicial.

En países como México, la delincuencia es una grave alarma social. Y es que, emergiendo como en muchos otros lugares como consecuencia de factores como la pobreza, la desigualdad, la corrupción, la falta de educación o las escasas oportunidades laborales, la delincuencia en el país mexicano es un problema muy serio.

De hecho, en este país, se producen más de 28 asaltos a unidades de transporte público, el porcentaje de robos se ha incrementado más de un 220% en los últimos años y cada año hay más de 36.000 asesinatos. Este es un reflejo de hasta qué punto, en países desarrollados, la delincuencia es todavía el gran problema a solucionar.

Por tanto, un delincuente no es solo aquel que comete un delito, sino que con su conducta delictiva está impidiendo que se desarrolle una correcta convivencia social en la comunidad. De ahí que su importancia, tanto a nivel legal como social, sea inmensa. Y es nuestra responsabilidad conocer de qué formas puede expresarse esta delincuencia, algo que vamos a hacer ahora mismo.

Clasificación de la delincuencia: ¿qué clases existen?

Como venimos diciendo, la delincuencia se puede expresar de muchas formas distintas. Así, dependiendo de su objetivo, del número de personas implicadas y del medio a través del cual se realiza, podemos realizar una clasificación. Descubramos las particularidades de las diferentes maneras de delinquir.

1. Delincuencia individual

La delincuencia individual es toda aquella actividad delictiva perpetrada por una sola persona y sin contar con ningún tipo de organización. Se trata de delitos por regla general menores cometidos por una sola persona, siendo normalmente infracciones que tienden a consistir en robos de vehículos, pequeños hurtos, vandalismo, etc.

Al no contar con una planificación ni con un grupo de criminales, suelen realizarse a pequeña escala y sin demasiada premeditación. Por ello, a pesar de que evidentemente pueden cometerse crímenes muy graves a nivel individual, por regla general es una delincuencia con menor impacto que, eso sí, es más difícil de combatir, pues está motivada por circunstancias personales.

delincuencia-individual

2. Delincuencia organizada

La delincuencia organizada es toda aquella actividad delictiva perpetrada por una organización criminal. No es una persona cometiendo un delito. Es todo un grupo criminal organizad en jerarquías y con miembros que adoptan roles dentro de la misma, por lo que planifican sus delitos a la perfección, pudiendo así cometer crímenes más graves y con mayor impacto.

Tanto es así que, en muchos países, estas organizaciones pueden llegar incluso a ejercer poder sobre la política y economía del país, estando centradas prácticamente siempre con el narcotráfico. Y es que a nivel internacional, el negocio de la droga mueve más de 650.000 millones de dólares al año.

3. Delincuencia común

La delincuencia común es toda aquella actividad delictiva perpetrada por individuos o grupos que, eso sí, no son delincuentes especializados. Por tanto, está a medio camino entre la individual y la organizada. Su impacto nacional no es tan grande y sus objetivos se suelen limitar a obtener artículos de valor o realizar estafas, pero no mover negocios tan grandes como en las organizaciones criminales. Por delincuencia común, pues, entendemos vandalismo, robos, hurtos, violaciones, estafas, carterismo, etc.

4. Delincuencia urbana

La delincuencia urbana son todos aquellos actos delictivos que se cometen en los núcleos urbanos, es decir, son aquellos delitos perpetrados en el contexto de una ciudad. Es en los entornos urbanos donde hay mayor cantidad de población y un mayor abanico de lugares donde buscar beneficio económico a través de la delincuencia. No es de extrañar, pues, que sea en las grandes ciudades donde el problema social de la delincuencia sea mayor.

5. Ciberdelincuencia

Por ciberdelincuencia entendemos todo aquel delito que no se comete de forma presencial con un contacto entre criminal y víctima, sino a través de Internet. Así, el delincuente utiliza distintos medios para conseguir un beneficio (a través del chantaje, la extorsión, la manipulación, la suplantación de identidad, las estafas, etc) mediante el uso de la red y/o de programas informáticos.

ciberdelincuencia

6. Delincuencia juvenil

La delincuencia juvenil es todo aquel delito perpetrado por un menor de edad. Se trata de un problema social importante ya que es evidente que esta delincuencia durante la infancia o la adolescencia abre las puertas a todo tipo de conflictos en la vida adulta. Cada país establece una legislación para combatir este problema y, en el caso por ejemplo de España, se establece como delincuencia juvenil aquella actividad delictiva cometida entre los 14 y los 17 años de edad.

7. Delincuencia circunstancial

La delincuencia circunstancial es toda aquella actividad delictiva que se comete sin premeditación ni planificación, pues la persona no tiene un historial delictivo. Pero, por una circunstancia concreta, generalmente la falta de dinero, puede cometer un delito viendo, en él, una forma de obtener un beneficio y superar la situación difícil que está atravesando.

8. Delincuencia instrumental

La delincuencia instrumental es toda aquella actividad delictiva que se comete con premeditación y planificación. La persona suele tener un historial delictivo y en todo esto suele esconderse no solo la búsqueda de un beneficio puntual, sino el placer por la criminalidad.** No sienten arrepentimiento y ven, en la delincuencia, su forma de vida**.

9. Delincuencia expresiva

La delincuencia expresiva es toda aquella actividad delictiva perpetrada con una persona que ha sido diagnosticada con una psicopatología que influye en su conducta. Así, no son juzgados como criminales, pues no existe premeditación ni planificación, sino como personas enfermas víctimas de su disfunción emocional, mental o psicológica.

10. Delincuencia compleja

Por delincuencia compleja entendemos todo aquel crimen individual u organizado donde no se rompe solo con una ley, sino con varias. Es decir, un acto delictivo complejo es aquel en el que el delincuente, al mismo momento, está vulnerando más de un bien jurídico. Muchas veces, de hecho, la delincuencia no es simple, sino compleja.

Un ejemplo serían aquellos casos en los que se produce una violación y posteriormente un asesinato de la misma víctima. Pero no hace falta irse a casos tan horribles, sino que en el caso de ladrones de vehículos que, al robar dicho coche, estaban bajo los efectos de una droga, están cometiendo más de un delito, en este caso el hurto del vehículo y la conducción bajo los efectos de sustancias ilegales.

delincuencia-compleja
Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies