10 mitos sobre el Autismo, desmentidos

El autismo es un trastorno del desarrollo que altera la configuración del sistema nervioso y provoca alteraciones en las relaciones sociales, el pensamiento y la conducta. Es un problema desconocido y por ello existen numerosos falsos mitos sobre él.
mitos-autismo

El Trastorno del Espectro del Autismo (TEA) es un trastorno de origen neurobiológico que repercute en el funcionamiento cerebral y la configuración del sistema nervioso. Esto se manifiesta en forma de dificultades relacionadas con la comunicación, la interacción con otras personas, el pensamiento y la conducta.

Todo lo que rodea a este trastorno aún no está del todo clarificado y faltan algunas piezas para completar el puzzle que permita comprenderlo en su totalidad. La causa del TEA no se ha determinado por el momento, aunque sí parece claro que existe una implicación genética en su desarrollo.

¿Qué entendemos por autismo?

Uno de los puntos que hacen especialmente difícil el conocimiento del TEA es su heterogeneidad. Aunque todas las personas que reciben este diagnóstico poseen unas características esenciales, las manifestaciones en cada individuo pueden ser muy variadas, de ahí que hablemos de un espectro. Esto se traduce en que no todas las personas con autismo son iguales. Pueden poseer características bien diferentes y su evolución y adaptación también dependerá profundamente de sus apoyos, su nivel intelectual y su desarrollo lingüístico.

Conocer qué es el autismo y todo lo que implica es esencial para el entorno de la persona afectada, pues es una condición que le acompañará durante toda su vida. No obstante, esto no significa que sea estática. Es decir, que en función de cada etapa del desarrollo y de las experiencias de la persona sus necesidades pueden variar.

Para lograr el bienestar de las personas con TEA y sus familias es fundamental recibir un apoyo especializado, que aborde la situación de manera integral con técnicas basadas en la evidencia científica.

Debido al desconocimiento que, como hemos mencionado, aún existe respecto al TEA, es habitual que la población general e incluso muchos familiares de personas con esta condición mantengan creencias erróneas sobre el autismo. Por ello, en este artículo vamos a comentar algunos falsos mitos frecuentes sobre este trastorno.

¿Qué falsos mitos acerca del autismo deben desmontarse?

Vamos a desmentir algunas creencias erróneas muy frecuentes en relación con el TEA.

1. El autismo es una enfermedad

Es muy frecuente que se califique el TEA como una enfermedad. Sin embargo, esto no es exactamente así. El autismo no se contrae en cualquier momento de la vida y tampoco es contagioso. Por el contrario, se trata de un trastorno del desarrollo que desde las primeras etapas de la vida altera el desarrollo del sistema nervioso. Esto genera en la persona con autismo una discapacidad que le acompañará durante todo su ciclo vital.

autismo-mito

2. El autismo tiene cura

Otra creencia habitual sobre el autismo es que esta condición se puede curar. Sin embargo, como hemos comentado el autismo es un trastorno del desarrollo que se mantiene durante toda la vida. Esto se traduce en que no existen tratamientos curativos que borren el TEA. Lo que sí existen son intervenciones basadas en la evidencia científica que permiten reforzar las competencias de las personas con autismo y mejorar su calidad de vida y la de sus respectivas familias.

3. Las vacunas pueden producir autismo

En los tiempos que estamos atravesando se ha hablado mucho acerca de las vacunas y sus riesgos. Sin embargo, este debate no es algo nuevo que ha llegado con la pandemia por COVID-19. En relación con el autismo, han existido muchas creencias que relacionaban la vacunación con el desarrollo de TEA.

Los estudios internacionales que se han llevado a cabo para comprobar la veracidad de estas creencias las han refutado por completo. La comunidad científica afirma que no existe ninguna evidencia de dicha relación entre vacunas y desarrollo de autismo.

4. TEA es sinónimo de discapacidad intelectual

Este mito es uno de los más extendidos. Con mucha frecuencia se asume que las personas con TEA poseen discapacidad intelectual. Como ya hemos comentado, el TEA constituye todo un espectro, donde existen grandes diferencias entre los individuos que en él se encuentran. Una de ellas se refiere, precisamente a la capacidad intelectual. Si bien hay personas con autismo que poseen discapacidad intelectual, hay otras con una capacidad promedio o incluso superior a la media.

5. Las personas con TEA no se comunican con los demás

En numerosas ocasiones se ha afirmado que las personas con TEA no se comunican con aquellos que les rodean. Por supuesto, esta condición afecta indudablemente a las interacciones sociales y los procesos comunicativos. Sin embargo, esto no es sinónimo de que no se comuniquen.

Las personas con autismo pueden comunicarse, pero lo hacen de formas diferentes (por ejemplo, mediante lenguaje no verbal). Los avances en el campo del TEA han permitido desarrollar sistemas alternativos o aumentativos de la comunicación que favorecen las interacciones de las personas con autismo.

autismo-niño

6. Las personas con TEA prefieren estar aisladas

Es muy habitual la creencia de que las personas con TEA prefieren estar solas, aisladas, sin interactuar con los otros. Sin embargo, esto en absoluto es así. Si bien desean estar con los demás y relacionarse, muchas veces sus dificultades para manejarse en los escenarios sociales hacen especialmente complicado que puedan establecer interacciones satisfactorias con ellos.

En algunas personas con TEA existe, además, cierta hipersensibilidad a la estimulación (táctil, visual, sonora…), por lo que el contacto estrecho con otras personas puede resultarles invasivo y angustiante. A pesar de todo, el apoyo de profesionales puede ser de gran ayuda para que puedan desenvolverse en esas situaciones sociales del día a día de forma adecuada.

7. El autismo implica un aspecto físico determinado

Muchas personas creen que el autismo implica una serie de rasgos físicos distintivos. Sin embargo, para nada esto es así. De hecho, podríamos decir que el autismo es una "discapacidad invisible" a primer golpe de vista, pues no hay indicadores de la apariencia externa que nos den pistas. Lo que se puede detectar desde los primeros momentos que conocemos a alguien con TEA son rasgos de tipo conductual (por ejemplo, estereotipias, conductas repetitivas…), pero nunca de tipo físico.

8. Las personas con TEA son agresivas

Otro mito muy típico es aquel que dibuja a las personas con TEA como individuos agresivos o violentos. Es cierto que, en ocasiones, las personas con esta condición pueden sentirse desbordadas por las dificultades que encuentran a la hora de desenvolverse en el entorno (imprevisibilidad, invasión de su espacio personal, demasiado ruido/luz…).

Así, estos niveles de estrés pueden desencadenar conductas inadecuadas o que los demás no pueden comprender. Sin embargo, con el apoyo necesario y algunos cambios (por ejemplo, tratar de mantener una rutina que no cambie y genere incertidumbre), este tipo de comportamientos no tienen porqué aparecer.

9. El TEA es más frecuente en varones que mujeres

Una de las ideas que más se ha mantenido en los últimos años es que el TEA es una condición mucho más habitual en el sexo masculino que en el femenino. Aunque los datos así parecían indicarlo, la comunidad científica se ha empezado a plantear la existencia de ciertos sesgos que han llevado a un infradiagnóstico en las mujeres.

Algunos expertos han propuesto la idea de que el TEA tenga manifestaciones distintas en ellas, o que las mismas señales de alarma pasen más desapercibidas en las niñas que en los niños. Por ello, parecería necesario apostar por una perspectiva de género a la hora de evaluar y diagnosticar TEA.

10. La falta de cariño

Se han elaborado numerosas hipótesis para explicar el origen del autismo. Como ya hemos comentado, hasta la fecha no se ha identificado una causa concreta que explique el desarrollo del TEA, aunque el papel de la genética parece bastante evidente. A pesar de esto, una idea que se ha extendido y es errónea es la que relaciona el desarrollo del TEA con la ausencia de cariño por parte de las figuras de cuidado.

Si bien los problemas en los vínculos afectivos pueden desencadenar numerosos problemas en los niños y niñas, la evidencia indica que el origen del autismo nada tiene que ver con la vinculación en los primeros años de vida, pues se trata de un trastorno del desarrollo neurobiológico.

autismo-cariño

Conclusiones

En este artículo hemos repasado algunos mitos muy extendidos acerca del TEA. Si bien la ciencia ha avanzado en los últimos años y se conoce más esta condición y sus implicaciones, aún permanecen en la población (incluso en los familiares de personas con autismo), muchas creencias erróneas sobre lo que este trastorno es y sus características.

Es habitual que se asocie el autismo con la discapacidad, aunque estos no tienen por qué ir de la mano. También se ha extendido la creencia de que las personas con TEA son agresivas, no se comunican y prefieren estar aisladas. Sin embargo, estas desean relacionarse como lo hacen los demás, solo que poseen dificultades que pueden entorpecer su desempeño en escenarios sociales.

Aunque es falso que el TEA tenga cura, ya que se trata de una discapacidad que acompaña a la persona durante toda su vida, los apoyos de profesionales son cruciales. Gracias a ellos las personas con TEA pueden explotar todo su potencial y adquirir herramientas y estrategias para poder disfrutar de una mejor calidad de vida, autonomía y soltura en sus relaciones con otras personas. La familia también requiere ese apoyo profesional, pues manejar la vida diaria con una persona con TEA es todo un desafío. Aunque no se ha identificado una causa que explique de forma concreta el origen del autismo, se conoce que la genética ocupa un papel muy relevante.

Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2022 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies