Los 30 tipos de semillas (propiedades, beneficios y características)

Una semilla es la estructura mediante la cual las plantas se propagan, pues esta germina para dar lugar a una nueva planta. Y muchas de ellas son de interés humano por sus propiedades nutricionales.
Tipos semillas

El mundo de la nutrición está, indudablemente, lleno de mitos. Tan solo hace falta ver que cada cierto tiempo aparece un nuevo superalimento que promete ser la cura a todos los males habidos y por haber. Por ello, en lo que a propiedades milagrosas de los alimentos se refiere, nos tenemos que andar con pies de plomo.

Y es que, en primer lugar, no existen los alimentos “súper”. La única clave para llevar una alimentación sana es seguir una dieta equilibrada. Comer de todo siempre que sea sano. Esa es la única manera.

Y en este contexto, lo que está más que comprobado científicamente es que las semillas son un complemento nutricional fantástico para cualquier dieta. Proteínas de origen vegetal, carbohidratos de gran calidad, grasas saludables, antioxidantes, vitaminas, minerales… Por no hablar del aroma y sabor que proporcionan a cualquier plato.

Sin duda, las semillas, esas estructuras que las plantas utilizan para propagarse, deben estar presentes siempre en una dieta saludable. Pero, ¿cuál es la mejor para mí? En el artículo de hoy responderemos precisamente a esta pregunta, pues presentaremos las propiedades de las semillas más comunes, huyendo de mitos y ofreciendo una información objetiva y contrarrestada.

¿Qué es una semilla?

Una semilla es, a grandes rasgos, la estructura que forma una planta después de haberse reproducido y que utiliza para la propagación, liberándola al medio con la esperanza de que llegue a un hábitat donde las condiciones de luz, humedad y temperatura sean óptimas, momento en el que esta semilla germina y da lugar a una nueva planta.

Pero, ¿cómo se forma? Las plantas, como seres vivos que son, se reproducen. Pero tienen un “pequeño” problema, y es que no pueden moverse. Por ello, su propagación estaría bastante limitada. En este contexto, la generación de semillas fue uno de los mayores hitos de la historia evolutiva del reino vegetal.

Igual que sucede con nosotros, las plantas generan, por meiosis, gametos masculinos y femeninos. Y para conseguir la fecundación (y, por lo tanto, la reproducción), estos dos deben juntarse. Como no pueden desplazarse activamente, entra en juego la polinización.

Ya sea por acción polinizadora de insectos o simplemente por el viento, el polen (lleno de gametos masculinos) llega al órgano sexual de una planta de la misma especie, es decir, entra en el pistilo, donde están los gametos femeninos.

En ese momento, se da la fusión de gametos, la fecundación y, consecuentemente, la formación de un cigoto, el cual será cubierto por una capa protectora. Cuando se ha formado esta cubierta, ya tenemos la semilla. Trasladado al mundo animal, sería el feto.

Dependiendo de lo evolucionada que sea la planta, la semilla estará descubierta o protegida por un fruto. De hecho, el desarrollo de frutas es una estrategia para que los animales, al comer la fruta, desplacen la semilla hasta un nuevo lugar.

Semilla estructura

Otras las liberan en el mismo lugar donde se han formado, aunque en este caso su capacidad de propagación es menor. Y otras incluso se reproducen asexualmente, sin necesidad de fecundación, sino que simplemente un único individuo genera semillas con su misma información genética que, al germinar, darán lugar a un clon.

Sea como sea, una semilla es el resultado de la reproducción sexual o asexual de las plantas en la que un cigoto en estado latente queda recubierto por una cubierta resistente de tejido vegetal a la espera de llegar a un hábitat donde germinar. Pero los humanos, claro, hemos encontrado interés nutricional en ellas.

¿Cuáles son las semillas más importantes y sus propiedades?

Como ya hemos comentado, las semillas son alimentos de origen vegetal con muchos beneficios para la salud comprobados científicamente. De todos modos, es importante tener en cuenta que, en ningún caso, las semillas son sustitutivos de ningún alimento. Simplemente deben tomarse como complementos a una ya de por sí equilibrada alimentación. Dicho esto, empecemos nuestro recorrido.

1. Semillas de girasol

Las semillas de girasol no pueden faltar en nuestra dieta. Son una fantástica fuente de proteínas de origen vegetal y de ácidos grasos insaturados, es decir, de grasas saludables, las cuales ayudan a rebajar los niveles de colesterol “malo” y aumentar los del “bueno”.

2. Semillas de calabaza

Las semillas de calabaza son otro fantástico complemento nutricional, pues es una de las más poderosas fuentes de proteínas en el reino vegetal, por lo que son casi imprescindibles en dietas vegetarianas y sobre todo veganas para mantener los músculos, piel y huesos sanos.

Se ha hablado mucho de que son anticancerígenas, pero no debemos creer nunca estas afirmaciones. Que en su composición química haya sustancias que, en condiciones de laboratorio tengan efecto sobre células cancerígenas no significa que, en el cuerpo humano, tengan efecto. Es cierto que los antioxidantes pueden prevenir su aparición, pero el término “anticancerígeno” no debería usarse nunca a la ligera.

Semillas calabaza

3. Semillas de amapola

Las semillas de amapola generalmente se usan en productos de repostería y son fantásticos complementos en desayunos y meriendas gracias a que son una de las mejores fuentes de calcio, el segundo mineral más abundante del cuerpo humano e imprescindible para mantener saludable el sistema óseo, mantener el corazón latiendo, sintetizar y liberar hormonas, estimular la sinapsis (comunicación entre neuronas) y mantener los músculos saludables.

4. Semillas de chía

Las semillas de chía son, gracias a sus propiedades, buenos sustitutos del azúcar y de las harinas. Además, son buenas fuentes de proteína vegetal y fibra, muy importante para mantener la salud intestinal.

5. Semillas de lino

Las semillas de lino son muy interesantes ya que son ricas en lignanos, unas sustancias con comprobada acción antioxidante, por lo que pueden contribuir a preservar la salud cardiovascular y del sistema nervioso.

6. Semillas de cáñamo

Las semillas de cáñamo, también conocidas como semillas de hemp, son ricas en fibra, fósforo (para preservar la salud ósea) y vitaminas A (para la regeneración de tejidos y órganos), C (antioxidante, absorción de hierro, cicatrización…) y E (antioxidante y estimuladora de la formación de glóbulos rojos).

7. Nuez Pili

Las nueces Pili son semillas con muchos usos culinarios y que destacan por su aporte de grasas saludables, las cuales, como ya hemos dicho, ayudan a regular los niveles de colesterol en sangre.

8. Semillas de mostaza

Las semillas de mostaza son una fantástica fuente de calcio, fósforo, magnesio (implicado en más de 300 rutas metabólicas del organismo) y potasio, un mineral que funciona como electrolito, manteniendo estables los impulsos nerviosos y, por lo tanto, estimulando la vitalidad de los músculos de control tanto voluntario como involuntario.

9. Semillas de cilantro

Las semillas de cilantro son ricas en antioxidantes, grasas saludables, sustancias diuréticas y, además, fortalece el sistema inmunitario, tal y como indica una investigación de 2013.

10. Semillas de marihuana

Las semillas de marihuana solo pueden ser consumidas bajo prescripción de un médico, quien las puede recetar en casos determinados de enfermedades crónicas gracias a sus propiedades antiinflamatorias y analgésicas, es decir, de reducción del dolor.

11. Semillas de fenogreco

Las semillas de fenogreco son ricas en calcio, hierro (imprescindible para constituir los glóbulos rojos) y vitaminas A, C y del grupo B, las cuales tienen muchas funciones, que van desde obtener energía a partir de los hidratos de carbono hasta producir glóbulos rojos.

Semillas fenogreco

12. Semillas de hinojo

Las semillas de hinojo son una fantástica fuente de calcio, hierro, potasio, magnesio y fibra, por lo que pueden ser un muy buen complemento para personas con deficiencias en alguna de estas sustancias.

13. Semillas de papaya

Las semillas de papaya son totalmente comestibles y, además, han demostrado proteger la salud intestinal y ayudar a la depuración de los riñones.

14. Semillas de sésamo

Las semillas de sésamo, además de no tener gluten en su composición (y muy pocos carbohidratos), son una muy buena fuente de proteína de origen vegetal, fibra, calcio (uno de los alimentos vegetales que más aporta, multiplicando por 9 el aporte de la leche), hierro, zinc, selenio, fósforo, magnesio y vitaminas A, E y del grupo B.

15. Semillas de moringa

Las semillas de moringa han sido utilizadas tradicionalmente por sus efectos antioxidantes y antiinflamatorios en el tratamiento de distintas enfermedades. De todos modos, como no hemos encontrado artículos que lo respalden, no podemos estar seguros de sus beneficios. Sea como sea, sí que son interesantes por su alto contenido en vitaminas y hierro.

16. Semillas de mamey

Las semillas de mamey son excelentes fuentes de vitamina C, la cual, como ya hemos dicho, tiene efecto antioxidante, promueve la cicatrización de heridas y potencia la absorción de hierro. Además, tienen un alto contenido en fibra, por lo que pueden ayudar a promover la salud intestinal.

17. Semillas de cacahuete

Con las semillas de cacahuete debemos echar, de nuevo, el freno. Y es que se ha dicho que previenen las enfermedades del corazón, que evitan la pérdida de memoria, que son anticancerígenas, que ayudan a adelgazar, etc.

Es cierto que tienen compuestos con beneficios en el sistema cardiovascular y nervioso, pero eso no significa que sea el escudo contra las enfermedades de estos sistemas. Además, pese a que son saciantes, no significa que ayuden a perder peso. Y lo de término “anticancerígeno”, ya hemos comentado que no debería utilizarse nunca, pues es un reclamo que se utiliza en algunos medios.

Más allá de esto, sí que es aconsejable tomar cacahuetes, pues tienen muchas propiedades beneficiosas gracias a sus niveles altos de vitaminas y minerales.

18. Castañas

Aunque tradicionalmente no se las considere como tal, las castañas no dejan de ser semillas. Y, además, tienen muchas propiedades beneficiosas gracias a su alto contenido en fósforo, hierro, magnesio, fibra, proteínas, vitaminas del grupo B e hidratos de carbono, por lo que son una buena fuente de energía.

19. Semillas de loto

Utilizadas en la tradición oriental china como medicina, las semillas de loto tienen muchos beneficios para la salud. De nuevo, no podemos afirmar que sean realmente la cura para enfermedades, pero sí que pueden, gracias a su alto contenido en proteínas, carbohidratos, vitaminas del grupo B y antioxidantes, estimular nuestra salud física y emocional.

20. Semillas de granada

Las semillas de granada destacan por su elevado contenido en potasio y antioxidantes, siendo especialmente interesantes a la hora de promover la depuración de los riñones. Además, han sido vinculadas con efectos afrodisíacos, pero no está claro si los tienen realmente o es el propio efecto placebo de comerlas.

Semillas granada

21. Piñones

Los piñones son las semillas del pino. Son una de las semillas con más beneficios para nuestra salud, pues son ricas en ácidos grasos saludables, vitamina E, potasio, magnesio, hierro, zinc, etc, por lo que estimulan especialmente nuestra salud cardiovascular.

22. Comino

El comino es una semilla que, siendo utilizada como especia en la cocina, tiene múltiples beneficios en nuestra salud, especialmente por su elevado contenido en vitaminas A y E y en minerales como el calcio, el fósforo, el hierro y el potasio.

23. Arroz salvaje

El arroz salvaje es una semilla con múltiples beneficios nutricionales. Además de ser fuente de proteínas y fibra, destaca por ser una buena fuente energética y tener un índice glucémico bajo, lo que significa que aumenta muy lentamente los niveles de azúcar en sangre, algo especialmente interesante en personas diabéticas.

24. Semillas de ojoche

Las semillas de ojoche son ricas en proteínas, vitaminas A, C, E y del grupo B, fibra, ácido fólico (estimula la regeneración de tejidos y órganos) y minerales como el calcio, el hierro o el zinc.

25. Semillas de uva

Las semillas de uva son ricas en muchos antioxidantes diferentes y en vitaminas C y E, por lo que su consumo es una muy buena estrategia para potenciar nuestro sistema inmunitario y salud cardiovascular.

26. Quinoa

La quinoa es una semilla que, indudablemente, está de moda. Y no es de extrañar, pues cuenta con muchas propiedades beneficiosas para nuestro cuerpo. Es una excelente fuente de proteínas (casi el 25% de su composición es proteica, como la carne), grasas saludables, proteínas, minerales, vitaminas C, E y del grupo B y, además, tiene un índice glucémico bajo.

27. Avellanas

Las avellanas son semillas ricas en antioxidantes, vitamina E y minerales como el calcio, el fósforo, el magnesio y el manganeso, imprescindible para estimular nuestra actividad cerebral, endocrina (síntesis de hormonas) y de regeneración de cartílagos.

28. Semillas de maíz

Las semillas de maíz tienen muchos beneficios en nuestro organismo. Se trata de un alimento nutricionalmente muy completo, pues aporta buenas cantidades de todos los nutrientes y, además, es fuente de distintos minerales que estimulan la salud sistémica.

Semilla maíz

29. Semillas de mamoncillo

Las semillas de mamoncillo son una de las más variadas y completas fuentes de aminoácidos esenciales, por lo que ayudan a la síntesis de proteínas en el organismo. Además, son ricas en vitamina A y C y en minerales como calcio, fósforo y hierro, que se encuentran en altas cantidades.

30. Semillas de tamarindo

Las semillas de tamarindo son una excelente opción como snack, es decir, para picar entre horas. Son saciantes y tienen pocas calorías, por lo que, además de ayudar a controlar el apetito, estimulan la regulación del colesterol y el azúcar en sangre. Del mismo modo, son ricas en vitamina C.

Comparte:
¿Te ha gustado?
MédicoPlus Logo
MédicoPlus te acerca al mundo de la medicina. Rigor científico y médico en cada artículo. Contacta con tu médico y mejora tu salud en tu portal especializado de confianza.
  • Estilonext
  • azsalud

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2021 MédicoPlus. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies