Los 30 órganos del cuerpo humano (y sus funciones)

Nuestro cuerpo es una máquina casi perfecta en la que distintos órganos muy diferentes anatómica y fisiológicamente trabajan de forma coordinada para mantener el organismo vivo y funcional.
Órganos cuerpo humano

Desde el corazón hasta el estómago, pasando por el cerebro, el hígado, los riñones, el intestino delgado y grueso, la glándula tiroides… El cuerpo humano es una máquina casi (porque puede enfermar) perfecta en la que muchos órganos distintos trabajan de forma perfectamente coordinada para que podamos no solo mantenernos vivos, sino desarrollar nuestras funciones biológicas.

Un órgano es un conjunto de tejidos que se estructuran de una forma muy específica para cumplir también con una función muy específica y esencial que solo puede ser realizada por él. Como bombear la sangre o digerir los alimentos.

De acuerdo a los estudios anatómicos, en el cuerpo humano existen más de 80 órganos individuales. De todos modos, es cierto que, ya sea por su relevancia fisiológica o su tamaño, hay algunos más reconocidos e importantes (en realidad, todos los son) que otros.

Por ello, en este artículo recogeremos los principales órganos del cuerpo humano, detallando no solo su función, sino también su localización y los problemas de salud que podemos sufrir cuando fallan. Vamos allá.

¿Qué es exactamente un órgano?

Como bien sabemos, nuestro cuerpo “no es más” que un conjunto de muchas células. Pero muchas. 30 millones de millones de células para ser exactos. Ahora bien, evidentemente, no todas son iguales entre ellas. Ni mucho menos. Las células tienen todas el mismo ADN en su núcleo, pero dependiendo de la función que deben desempeñar, expresarán unos genes concretos y silenciarán otros.

Esta expresión “a la carta” de genes hace que cada grupo de células desarrolle no solo una anatomía específica, sino que también cumpla con unas funciones únicas que otras células que han expresado unos genes distintos jamás serán capaces de realizar.

En este sentido, cada grupo de células se organiza para dar lugar a un tejido, el cual se puede definir, básicamente, como un conjunto de células morfológica y fisiológicamente iguales. En este sentido, el tejido muscular, por ejemplo, es el conjunto de todas las células musculares, las cuales tienen unas características muy concretas de unión entre ellas y de elasticidad.

Pero simplemente con tejidos aislados, no haríamos nada. Estos tejidos, a su vez, tienen que organizarse entre ellos. Y aquí llegan los órganos. Los órganos son un conjunto de diferentes tejidos que, pese a estar formados por distintas células, trabajan de forma coordinada para realizar una función compleja.

Estos órganos, que analizaremos a continuación, a su vez, se estructuran entre ellos para formar los conocidos como sistemas. En este sentido, unos órganos como los pulmones trabajan de forma coordinada con muchos otros para que, en este caso, la respiración sea posible.

Habiendo entendido qué es un órgano y cómo se organizan entre ellos para dar lugar a un organismo que ve cubiertas todas sus necesidades biológicas, ya podemos pasar a analizar los principales órganos del cuerpo humano.

¿Cuáles son los órganos más importantes del cuerpo?

El cuerpo humano es un logro enorme de la evolución biológica. Los más de 80 órganos que componen nuestra anatomía no solo nos mantienen vivos, sino que han permitido que seamos seres pensantes capaces de cosas asombrosas. Como ya hemos dicho, los 30 billones de células se organizan en distintos tejidos, los cuales, a su vez, forman los órganos. Todos y cada uno de los más de ochenta son imprescindibles, pero veamos los principales.

1. Corazón

El corazón es el centro del sistema cardiovascular y funciona como una bomba que aspira e impulsa la sangre para que esta llegue con oxígeno y nutrientes a todos los otros órganos y tejidos del cuerpo. Este pequeño órgano formado por tejido muscular late más de 3.000 millones de veces a lo largo de la vida y bombea más de 2 millones y medio de litros de sangre, suficiente para llenar una piscina olímpica.

Corazón

2. Pulmones

Los pulmones son el centro del sistema respiratorio. Son dos sacos de color rosado que ocupan gran parte de la caja torácica y están formados por distintas estructuras que permiten el flujo de aire y el intercambio de gases, haciendo llegar a la sangre el oxígeno pero también retirando de ella el dióxido de carbono para su posterior eliminación.

3. Cerebro

Qué decir del cerebro. Todo lo que somos está dentro de un pequeño órgano de menos de 2 kg y formado por tejido nervioso. El cerebro es el centro del sistema nervioso y sus funciones consisten tanto en recibir la información sensitiva y de otros órganos para procesarla como responder a los estímulos, así como permitir el pensamiento, la imaginación, los sentimientos, los deseos, las emociones y, en definitiva, todo lo que nos hace humanos.

4. Hígado

El hígado es, después de la piel, el órgano más grande del cuerpo humano. Estando localizado en la parte superior derecha de la cavidad abdominal, por debajo del diafragma y por encima del estómago, y con un tamaño de 26 centímetros, el hígado forma parte del sistema digestivo, aunque cumple con innumerables funciones en el organismo: producir la bilis (sustancia que ayuda a la digestión), depurar la sangre de tóxicos como el alcohol o los medicamentos, regular la síntesis de factores de coagulación sanguínea, producir factores inmunitarios, almacenar glucosa, etc.

5. Lengua

La lengua es un órgano que forma parte del sistema digestivo humano, aunque también es un órgano sensorial. Esta estructura formada por tejido muscular, con forma de cono y un tamaño de 10 centímetros, no solo participa en la digestión haciendo que se mezclen las enzimas presentes en la saliva con el alimento, sino que, gracias a las papilas gustativas presentes en ella, la experimentación de sabores es posible.

6. Huesos

Nuestro cuerpo está formado por 206 huesos. Y cada uno de ellos es, en realidad, un órgano. Y es que los huesos son órganos vivos formados por tejido óseo, el cual, a pesar de su imprescindible dureza, sigue siendo un conjunto de células vivas que se renuevan constantemente. Además de permitir la locomoción y de servir de apoyo para los músculos, estos órganos sostienen al resto de tejidos, protegen a los órganos vitales, almacenan calcio y fósforo, producen células sanguíneas y contienen reservas de ácidos grasos.

7. Músculos

Al igual que pasa con los huesos, el cuerpo humano está formado por más de 650 músculos. Y cada uno de ellos puede considerarse como un órgano individual formado por fibras de tejido muscular. Sus funciones dependen de la región del cuerpo, pero van desde permitir la locomoción hasta mantener el corazón latiendo, pasando por sostener a los huesos, tragar alimentos, levantar pesos, desarrollar expresiones faciales, etc.

8. Piel

La piel, con sus más de 2 metros cuadrados de extensión es, por mucho, el órgano más grande del cuerpo humano, seguido de muy lejos por el hígado. Con un espesor de entre 0,5 milímetros y 1 centímetro, la piel está formada por distintas capas de tejido epitelial y nos protege del exterior, alberga el pelo, permite que tengamos sentido del tacto, regula la temperatura, actúa de barrera contra gérmenes y evita que las sustancias químicas nos dañen.

9. Estómago

El estómago es el centro del sistema digestivo. Localizado en la región superior derecha de la cavidad abdominal y con un volumen que puede expandirse hasta más de 1 litro, el estómago es una víscera, es decir, un órgano hueco que, en este caso, se encarga de recibir todos los alimentos que ingerimos a través del esófago. Gracias a los movimientos musculares y a la producción de sustancias que digieren los alimentos (tanto enzimas como ácidos gástricos), estos se descomponen en moléculas más sencillas que podrán ser absorbidas en los intestinos.

10. Esófago

El esófago es un órgano tubular que forma parte del sistema digestivo y que está localizado en la región torácica. Se trata de un tubo de entre 25 y 33 centímetros de largo y de naturaleza muscular cuya función es la de transportar el bolo alimenticio desde la faringe hasta el estómago.

Esófago

11. Médula espinal

La médula espinal es un órgano de entre 42 y 45 centímetros de longitud que, junto al cerebro, constituye el sistema nervioso central. La médula espinal es una prolongación del encéfalo y consiste en, básicamente, un haz de nervios que hacen llegar la información del cerebro hacia el resto del cuerpo. Y viceversa. Está protegida por la columna vertebral, el conjunto de 33 vértebras desde las que nacen los nervios periféricos.

12. Riñones

Los riñones forman parte del sistema urinario y son dos órganos del tamaño de un puño (aproximadamente) situados por debajo de las costillas, estando cada uno de ellos a un lado de la columna vertebral. Su función es la de filtrar la sangre y retirar de ella todas las sustancias tóxicas, cosa que consiguen sintetizando orina, la cual será eliminada a través de la micción. Solo tardan 30 minutos en depurar toda la sangre del organismo.

13. Vejiga

La vejiga forma parte del sistema urinario y se trata de una víscera, es decir, un órgano hueco que, en este caso, almacena la orina procedente de los riñones hasta que es el momento adecuado de expulsarla a través de la micción. Con una forma de globo, es capaz de hincharse hasta los 300 centímetros cúbicos.

14. Intestinos delgado y grueso

Los intestinos delgado y grueso son dos órganos que trabajan de forma coordinada para constituir una parte importante del sistema digestivo. El intestino delgado comunica con el estómago y tiene una longitud de entre 6 y 7 metros, ocupando gran parte de la cavidad abdominal y encargándose de casi toda la absorción de nutrientes, así como de la digestión de carbohidratos y proteínas, que no puede terminarse en el estómago.

El intestino grueso, por su parte, tiene unos 1,5 metros de longitud y se extiende desde el final del intestino delgado hasta el ano. Además de albergar gran parte de la flora intestinal (millones de bacterias estimulan la digestión y absorción de nutrientes), este órgano se encarga de la absorción de agua, permitiendo así que se formen heces con una consistencia adecuada.

15. Testículos

Los testículos son los órganos sexuales masculinos y, por lo tanto, forman parte del sistema reproductor. En su interior tiene lugar la espermatogénesis, el proceso a través del cual se forman y maduran los espermatozoides. Un hombre adulto produce, de media, unos 100 millones de espermatozoides al día.

16. Ovarios

Los ovarios son los órganos sexuales femeninos y, por lo tanto, forman parte del sistema reproductor. Consisten en dos glándulas en las que tiene lugar la ovogénesis, el proceso de formación de óvulos. De igual modo, en los ovarios se sintetizan el estrógeno y la progesterona, las principales hormonas femeninas. Por lo tanto, los ovarios son imprescindibles no solo en el embarazo, sino para regular el ciclo menstrual y la fertilidad.

17. Clítoris

El clítoris es un órgano femenino vinculado al placer durante el sexo, pues es el órgano con más terminaciones nerviosas del cuerpo humano. De igual modo, es el único órgano cuya función es la de, exclusivamente, proporcionar placer.

18. Útero

El útero es un órgano muscular hueco ubicado en la pelvis y que forma parte del sistema reproductor femenino. Cuando un espermatozoide fecunda un óvulo, este abandona el ovario y se implanta en las paredes del útero, el cual albergará el feto mientras se desarrolla hasta el momento del parto.

19. Próstata

La próstata es un órgano de naturaleza glandular exclusivo de los hombres. Localizado justo por debajo de la vejiga, rodeando la uretra y con un tamaño de unos 4 centímetros, la próstata produce el líquido prostático, el cual es imprescindible para nutrir y transportar a los espermatozoides.

De igual modo, la próstata tiene importancia mecánica, pues cuando llega el momento de la eyaculación, ejerce presión sobre la uretra para, por un lado, permitir que el semen salga con fuerza y, por otro lado, impedir que se miccione cuando se tiene una erección.

20. Bazo

El bazo es un órgano que forma parte del sistema linfático y, por lo tanto, del inmune. Este pequeño órgano de unos 10 centímetros de tamaño, se encuentra justo por debajo del estómago, al lado del páncreas, y es imprescindible para iniciar la respuesta inmune ante una infección (es una fábrica de anticuerpos), filtrar la sangre retirando de la circulación los glóbulos rojos dañados y servir como almacén de hierro.

Bazo

21. Ojos

Los ojos son uno de los órganos más asombrosos del cuerpo. Estos globos casi esféricos contenidos dentro de las órbitas oculares son capaces de captar la luz y transformarla en impulsos nerviosos que viajarán hasta el cerebro, donde estas señales serán procesadas para permitir el sentido de la vista.

22. Oídos

Los oídos son dos órganos capaces de percibir los sonidos a través de vibraciones en las distintas estructuras que los conforman y de transformar estas señales vibratorias en impulsos nerviosos que viajarán al cerebro para su interpretación, permitiendo así oír.

23. Dientes

Los dientes son órganos constituidos por un tejido altamente mineralizado que los convierte en las estructuras más duras del cuerpo humano. Forman parte del sistema digestivo. Tenemos un total de 32 dientes que pueden ser de cuatro tipos distintos: incisivos (para cortar), caninos (para desgarrar), premolares y molares (ambos para triturar).

24. Glándula tiroides

La glándula tiroides es un órgano que forma parte del sistema endocrino y que, con sus 5 centímetros de diámetro y estando localizada en el cuello, produce las hormonas tiroideas: la tiroxina y la triyodotironina. En este sentido, la tiroides es una de las glándulas más importantes del organismo, pues las hormonas que sintetiza controlan lo que se conoce como índice metabólico. Es decir, regulan la velocidad a la que las reacciones bioquímicas suceden. Cuando hay fallos, pueden desarrollarse problemas como el hipotiroidismo o el hipertiroidismo.

25. Diafragma

El diafragma es un órgano con forma de bóveda y de naturaleza muscular que forma parte del sistema respiratorio, pues estando situado por debajo de los pulmones, se contrae durante la inspiración para facilitar el trabajo a estos órganos y se relaja durante la espiración. Por lo tanto, además de ayudar a los pulmones mecánicamente, el diafragma los mantiene en su posición.

26. Páncreas

El páncreas es un órgano que forma parte del sistema digestivo y endocrino, estando localizado en la parte superior del abdomen y con un tamaño de unos 13 centímetros. Su función es la de segregar enzimas que digieren las grasas y las proteínas (rol en el sistema digestivo), pero también la de sintetizar insulina (rol en el sistema endocrino), una hormona que regula los niveles de azúcar en sangre.

27. Vesícula biliar

La vesícula biliar es un órgano hueco de unos 10 centímetros de longitud y forma de pera que forma parte del hígado (está por debajo), por lo que está dentro del sistema digestivo humano. Su función es la de acumular la bilis, una sustancia sintetizada en el hígado y que debe liberarse al intestino delgado cuando llega el momento justo, cosa que contra esta vesícula.

28. Pene

El pene es un órgano masculino de naturaleza muscular y con mucha irrigación sanguínea que forma parte tanto del sistema urinario (para la micción) como del sistema reproductor (permite la salida de espermatozoides).

29. Nariz

La nariz es un órgano situado en el centro del rostro con la principal función de albergar las neuronas quimiorreceptoras que son capaces de transformar la información química de las sustancias volátiles presentes en el aire en impulsos nerviosos que viajan al cerebro, donde se transforman en la experimentación de olores.

30. Timo

El timo es un pequeño órgano de unos 5 centímetros de largo que, estando situado en la parte superior del pecho, justo por debajo del esternón, forma parte del sistema inmune. Su función es la de sintetizar los linfocitos T, unos glóbulos blancos que participan tanto en la destrucción de células infectadas por virus y cancerosas como en la coordinación de la respuesta inmune, estimulando la producción de anticuerpos para vencer rápidamente una infección.

Timo

Referencias bibliográficas

  • Weinhaus, A.J., Roberts, K.P. (2005) “Anatomy of the Human Heart”. Handbook of Cardiac Anatomy, Physiology, and Devices.
  • Maris, G. (2018) “The Brain and How it Functions”. Research Gate.
  • Rosol, T., Delellis, R.A., Harvey, P.W., Sutcliffe, C. (2013) “Endocrine System”. Haschek and Rousseaux's Handbook of Toxicologic Pathology.
  • Wahlstedt, R. (2019) “Anatomy of the Lung”. Liberty University.
  • National Institutes of Health. (2008) “El aparato digestivo y su funcionamiento”. NIH.
  • National Institute of Health (2003) “Understanding the Immune System: How it Works”. U.S. Department of Health and Human Services.
  • Restrepo Valencia, C.A. (2018) “Anatomía y fisiología renal”. Nefrología Básica.
TÓPICOS
Anatomía
Pol Bertran Prieto

Pol Bertran Prieto

Microbiólogo y divulgador

Pol Bertran (Barcelona, 1996) es Graduado en Microbiología por la Universidad Autónoma de Barcelona. Máster en Comunicación Especializada con mención en Comunicación Científica por la Universidad de Barcelona. Apasionado por la divulgación de la salud y la medicina y aficionado del deporte y el cine.